_
_
_
_
_
Reportaje:HISTORIAS DEL COMER

Un vino ganador

Vendimiado por primera vez en 1970, el Gran Coronas Etiqueta Negra 1970, Mas La Plana como lo conocemos ahora, ganó la Olimpiada Mundial de Vinos organizada por Gault-Millau en París en 1979, prueba irrefutable de su excelente envejecimiento en botella, obteniendo una puntuación superior a vinos como Château Latour y Château Haut-Brion.

Revistas tan prestigiosas como Wine Spectator o Wine Enthusiast han otorgado recientemente a Mas La Plana 97 un total de 91 y 92 puntos sobre 100, respectivamente.

Hablamos de un vino de potente color oscuro con visos ocres y castaño y un exquisito aroma en el que se aprecian densas notas que recuerdan la infusión de café, el regaliz y ciertos atisbos de pan tostado y de caramelo toffee. En el paladar despliega elegante estructura, con suaves y jugosos taninos que al abrirse permiten apreciar toda la riqueza aromática del vino: sus matices frutales y de confituras, complementados por otros de cacao, trufa y vainilla, adquiridos en la crianza en barricas de roble francés, culminando en un postgusto de sutil elegancia.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_