Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sanidad lleva 10 años sin cumplir la ley que le obliga a regular las plantas medicinales

La lista de productos de venta permitida en herboristerías lleva desde 1983 sin actualizar

La retirada de 118 productos naturales por el Ministerio de Sanidad ha destapado la falta de regulación en el sector de las plantas medicinales. La Ley del Medicamento de 1990 establece que no se pueden vender productos naturales con indicación terapéutica -prospecto- fuera de las farmacias. La norma fijaba también que en un plazo de dos años debería elaborarse una lista con las plantas prohibidas y las que se podían vender en herbolario. La relación sustituiría a la de 1983. Pero nunca se hizo. Tras 10 años de retraso, Sanidad alega que en 2001 estaba casi listo un decreto y que lo frenó porque la UE inició una directiva de plantas medicinales. Esta norma tampoco se ha aprobado.

En un herbolario se puede encontrar legalmente cualquiera de las 183 plantas incluidas en la lista del real decreto de 1973 y sus ampliaciones de 1976 y 1983. Pero esta lista tenía que haberse actualizado en 1992, como establecía la Ley del Medicamento, que también prescribía la regulación de la manipulación, almacenamiento, comercialización, prescripción y dispensación de plantas medicinales. Nada de esto se ha llevado a cabo. Y ello pese a que como señala Alfonso Sala, director técnico del laboratorio Eladiet, 'las cosas han cambiado mucho desde 1973'.

'Hay muchas plantas que antes no se usaban, que han venido de otros países y que no se pueden vender, como el gynkgo biloba', afirma Sala. La falta de iniciativa legal también fue criticada por la Unión de Consumidores, que exigió una normativa que regule la venta de productos en herboristerías, centros dietéticos y gimnasios.

Control sanitario

Otro problema, según la portavoz de la Asociación de Herbolarios de Madrid y la Asociación de Médicos Naturistas, es la falta de control sanitario de lo que se vende. Con ello 'el que sale perjudicado por la falta de información es el consumidor', indicó la portavoz de los herbolarios madrileños. Sala aclaró que los controles corresponden a las comunidades autónomas, pero que éstas 'hacen la vista gorda si no hay problemas serios'. El Centro de Investigación sobre Fitoterapia aplaudió ayer la retirada de productos del mercado, y pidió que las plantas medicinales tengan los mismos controles que los demás fármacos.

La ley de 1990 establece que sólo se podrán vender libremente las plantas 'consideradas tradicionalmente como medicinales y que se ofrezcan sin referencia a propiedades terapéuticas'. Para no vulnerar la normativa, los laboratorios de plantas medicinales venden el mismo producto con dos envases. Uno, sin prospecto ni indicación, para los herbolarios y otro, con las indicaciones, para las farmacias.

La mayoría de las 118 especialidades retiradas el miércoles por Sanidad incumplían la ley. María José Alonso, vocal de plantas medicinales del Colegio de Farmacéuticos de Barcelona comentó así alguno de los compuestos de los productos retirados: 'La L-carnitina, que se recomienda contra el alzheimer, la obesidad y la depresión, es un aminoácido que se vende en las farmaciás como Carnicor y requiere receta médica y visado de la inspección. La N-acetilcisteína se vende en las farmacias como Fluimucil. También se incluye una planta llamada hidrastis que es tóxica y puede irritar las mucosas; vitaminas a dosis masivas (se vendía B6 en comprimidos de 250 miligramos cuando a partir de 500 puede ser un neurotóxico) y productos prohibidos por Sanidad como el kava-kava'.

Juan Carlos Traver, gerente de Nutrispain, la empresa que fabricaba 106 de los 118 productos inmovilizados, insistió ayer en que sólo elaboraban 'complementos fitonutricionales y dietéticos que no son nocivos'. 'El único problema es que Sanidad los considera medicamentos. Esto implicaría un registro como especialidad farmacéutica, lo que supone mucha inversión de dinero y tiempo, algo que sólo pueden hacer las multinacionales', añadió.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 22 de marzo de 2002