Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

42 mandos de la dictadura chilena responden sobre el 'caso Letelier'

El juez Joaquín Billard, del Primer Juzgado del Crimen de Santiago, comenzó el interrogatorio solicitado por la justicia estadounidense a 42 ex altos funcionarios y ex agentes de la dictadura por los antecedentes que puedan proporcionar respecto al asesinato del ex canciller socialista Orlando Letelier y su asistente Ronni Moffitt, asesinados en septiembre de 1976 por la policía política de la dictadura chilena (DINA) en Washington. En la diligencia judicial está presente el abogado Alfredo Etcheberry, que representa a Estados Unidos. Ayer fue el turno del general Enrique Montero Marx, quien era ministro del Interior cuando se produjo el atentado contra Letelier, y se esperaba que por la tarde fuera interrogado, en el regimiento de Telecomunicaciones, donde está detenido por una petición de extradición a Italia, el general Eduardo Iturriaga. Quien comenzó este desfile ante los tribunales fue la ex agente de la DINA Luisa Lagos. La mayoría de las preguntas buscan determinar la existencia de otros implicados dentro del régimen militar en el crimen.

Uno de los párrafos del exhorto norteamericano enviado por la Corte del Distrito de Columbia sostiene que "es posible que otros funcionarios del Gobierno chileno hayan estado implicados en la planificación, aprobación y/o comisión de los asesinatos", y muchas de las preguntas mencionan directamente a Pinochet. Explica también la rogatoria que el caso sigue abierto porque en EEUU el delito de asesinato no prescribe y, por tanto, "el enjuiciamiento de las personas contra quienes todavía existen acusaciones pendientes, y de cualquier otra que pueda haber estado implicada, no estaría vedado por el paso del tiempo".

Hasta ahora, en Chile fueron condenados por el crimen los dos máximos jefes de la DINA -Manuel Contreras y Pedro Espinoza- y en Estados Unidos otros cinco implicados.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 30 de marzo de 2000