Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LAS CUENTAS DE LA UE

11 comparecencias, 11 casos

Los once comisarios que han comparecido ante el Grupo de Sabios son el presidente Jacques Santer, los vicepresidentes Manuel Marín y Leon Brittan, y los miembros Edith Cresson, Emma Bonino, Erkki Liikanen, Monika Wulf-Mathies, Christos Papoutsis, HansVan den Broek, Joao Pinheiro, y Anita Gradin. Brittan ha sido el contacto de la Comisión con los Sabios, pero se ignora si además se le ha interrogado por su gestión de las ayudas nucleares a Rusia -en la que precedió a Van den Broek-, el caso de mala gestión de mayor cuantía.El portavoz de Martin Bangemann (liberal) ha negado que su jefe haya sido interrogado, pese a que es el único confeso de prácticas contrarias al Tratado. Dio conferencias cobrando. Sus colegas diputados liberales sólo piden dimisiones de otros.

Los focos se han centrado casi exclusivamente en Cresson porque parece ser la única con doble vertiente. Primero, posibles prácticas favoritistas, en la contratación de un amigo dentista, René Berthelot, como visitador científico de la Comisión, un contrato cuya legalidad no ha sido cuestionada hasta ahora. Y segundo, irregularidades administrativas en su departamento, porque la oficina de asistencia técnica Agenor, gestora del programa formativo Leonardo habría accedido a información confidencial.Habrá que ver las cuestiones de grado. Pero en principio otros comisarios habrán sido examinados también de presunto nepotismo, como Wulf-Mathies (por la contratación de un amigo magistrado de Trabajo para tareas de desarrollo regional), Liikanen (por los contratos firmados con la Comisión por su esposa en nombre del Gobierno finlandés) o Joao Pinheiro (pues su cuñado trabaja en su gabinete, un puesto de confianza). A los demás se les ha mirado la gestión: a Santer, de los servicios de seguridad; a Marín, del Mediterráneo y la ayuda humanitaria (junto a Bonino); a Papoutsis, del turismo; y a Gradin, de la UCLAF, la unidad antifraude de la Comisión.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 14 de marzo de 1999