Cartas al director
Opinión de un lector sobre una información publicada por el diario o un hecho noticioso. Dirigidas al director del diario y seleccionadas y editadas por el equipo de opinión

Aniversarios

Recientemente se cumplió el aniversario de la muerte de Manolete. La televisión le rindió homenaje ofreciendo reportajes sobre su vida, al igual que la prensa y otros medios como la radio.Pero hace también 50 años, concretamente un 18 de agosto de 1947, unos días antes de la muerte de Manolete, España vivió la mayor catástrofe desde la guerra civil hasta nuestros días. Estoy hablando, como muchos sabrán (probablemente los más mayores), de la catástrofe de Cádiz. Hubo una explosión en la Base de Defensas Submarinas, que sepultó a la ciudad de Cádiz en un mar de llamas y destrucción. El franquismo ocultó la verdad dando un balance de 155 muertos, y 5.000 heridos. La causa de la catástrofe, desconocida; un militar evitó una segunda explosión.

Cincuenta años más tarde hemos podido saber que el balance de muertos fue de más de 300 y los heridos unos 10.000. Un sabotaje con bomba de relojería provocó la catástrofe. Se buscó un héroe para distraer la atención, y se tapó dando más importancia a la muerte de Manolete, sucedida unos días después.

La alcaldesa de Cádiz, con motivo del 50º aniversario, quería hacer una estatua en el lugar de la explosión al supuesto héroe. Mi pregunta es la siguiente: ¿Es que vivimos aún engañados bajo la sombra del franquismo? ¿En plena democracia se puede tolerar que se oculte la verdad? ¿Por qué los medios de comunicación en general no recuerdan esta catástrofe, y prácticamente no hacen alusión a ella?

Cuando un tema da mucho que hablar, lee todo lo que haya que decir.
Suscríbete aquí

Por desgracia, un servidor no tiene la capacidad de responder a estas preguntas. Pero es lamentable y a la vez triste que esto no sea recordado; mucha gente desconoce lo sucedido.-

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS