Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Pujol promete ayudas a la avellana y frena las protestas

El sindicato agrario Unió de Pagesos desconvocó ayer las movilizaciones para cortar hoy todas la carreteras de la provincia de Tarragona, dando una tregua de una semana para que Convergéncia i Unió (CiU) negocie con el Gobierno la inclusión de ayudas a los productores de avellana en los Presupuestos del Estado para 1997. El presidente de la Generalitat, Jordi Pujol, se comprometió a defender una cofinanciación Estado-Generalitat de las ayudas no conseguidas en la reforma de la Organización Común de Mercados de frutas y hortalizas de la Unión Europea aprobada esta semana.

Un millar de agricultores de la avellana se concentraron ayer en la localidad tarraconense de Siurana, donde los dirigentes sindicales se reunieron con Pujol.

Durante la reunión Pujol se comprometió a hacer todo lo posible para conseguir ayudas ante el Gobierno, aunque advirtió: "Aquello que no depende sólo de mí, no lo prometo para que nadie pueda decir luego que le he engañado".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 28 de julio de 1996