Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Editores europeos debaten los problemas del mercado único

El distribuidor, por ejemplo, puede llegar a ser el árbitro del negocio de la edición, cuyo futuro dependerá, entre otras cosas, del tipo de librerías por el que se vaya decantando el mercado, según algunas de las ideas que se van a debatir esta semana en un simposio sobre el Futuro de la Edición en Europa. La entrada en vigor del mercado único, en 1993, un reto de considerable fuerza que no siempre ha sido ni previsto ni preparado por los interesados.

¿Es previsible que la entrada en vigor del mercado único su ponga la creación de grupos de distribución europeos? Esa será una de las preguntas clave en el debate relativo a la distribución, que a su vez se ha con vertido en asunto de alta importancia estratégica en las transformaciones del mercado del libro. Según se deduce, otras preguntas son si el distribuidor se convertirá en el nuevo árbitro sobre lo que hay que editar o no -según acepte o no su distribución-, y cómo se desarrollará técnicamente este sector a la vista de la súbita ampliación del mercado.A esta sesión, el jueves, está prevista la asistencia de André Imbaud, director general de Sodis (Gallimard) y presidente de los distribuidores franceses, así como Desmond Clarke de International Thompson Publishing Services (Reino Unido) y Gerhard Kurtze, presidente de Grossohaus Wegner y de la Börsenverein (Alemania).

Una sesión de particular interés será la de mañana miércoles, dedicada a los Grupos Editoriales Europeos. En ella se realizará un análisis de la fiebre por las fusiones desde 1987, y la razón de tantos fracasos, se estudiará el diálogo entre los grandes grupos europeos y las culturas nacionales, y el futuro de los pequeños y grandes editores.

Uno de los puntos de la edición que se verán más afectados por el mercado único será el de la propiedad intelectual. ¿Existen perspectivas para una ley continental al respecto? El mercado único y los derechos lingüísticos ¿son acaso contradictorios? Esas son dos de las preguntas que se debatirán en la sesión de hoy.

En cuanto a las librerías, la pregunta principal es cuál es el modelo de la librería del futuro, pues de ello dependerá lo demás. Los expertos se preguntan además si el mercado único supondrá la creación de cadenas europeas de librerías, si en ellas hay que vender además otros productos, y si se venderán más libros en supermercados y otras grandes superficies que en las librerías.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 23 de junio de 1992