Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Huidobro y las vanguardias, en la Biblioteca Nacional

Una exposición dedicada al poeta chileno Vicente Huidobro (1893-1948), y a través de él a las vanguardias de la primera mitad del siglo, fue inaugurada ayer en la Biblioteca Nacional de Madrid. La muestra, cuyo comisario ha sido René de Costa, catedrático de la universidad de Chicago, permaneció abierta al final de la primavera, durante la celebración del Congreso de Intelectuales de Valencia.

Vicente García Huidobro Fernández era miembro de una familia de la burguesía chilena, que viajó a París en 1917 después de haber fundado en Santiago de Chile las revistas Azul y Musa Joven, de marcada tendencia modernista, al igual que sus primeros libros; entre éstos figura Las pagodas ocultas (1914).

Ultraísmo y creacionismo

En 1917 el poeta viajó a París, donde conoció a las primeras figuras de la vanguardia, colaboró con la célebre revista Nord-Sud y tuvo una intensa actividad como escritor, en francés. Entre otros libros publicó Horizon Carré (1917).De 1918 a 1921 contribuyó en España a la creación del ultraísmo, en el que encuentran expresión algunas de las principales propuestas de la vanguardia europea, como el futurismo y el dadaísmo. Su principal aportación en el campo de la teoría poética fue el creacionismo, expuesta principalmente a través de la revista Creación (1912-1924).

Comunista durante parte de su vida, y personalidad de las letras chilenas, se llevó mal con Pablo Neruda, su rival en política y arte, hasta el punto de que otros comunistas le pidieron un esfuerzo en sus relaciones para no perjudicar a la causa. Durante la guerra civil, Huidobro vivió en España, etapa que merece un capítulo aparte en la muestra. Poco después de la II Guerra Mundial, a la que asistió como corresponsal de un periódico, regresó a Chile para morir no mucho después.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 22 de septiembre de 1987