Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La película argentina 'Pobre mariposa' gana el festival de Huelva

El cine argentino, por cuarto año consecutivo, ha obtenido el Colón de Oro que otorga el jurado del Festival de Cine Iberoamericano de Huelva, en esta ocasión con la película Pobre mariposa, de Raúl de la Torre. La filmografía argentina ha acaparado también el resto de los galardones concedidos por la crítica y público en el festival celebrado en Huelva durante la última semana y que ha dedicado este año un homenaje al actor Fernando Rey.

El jurado del Festival de Cine Iberoamericano de Huelva, presidido por la actriz mexicana, Silvia Pinal, e integrado por Fernando Ayala, Miguel Barnet, Enric Majó, Gian Maria Volonté y Roberto Bodegas ha concedido también una mención especial a la ópera prima de los argentinos Jorge Coscia y Guillermo Saura por Mirta de Liniers a Estambul, premiada asimismo por la crítica del certamen. En cuanto a cortometrajes, el Colón de Oro del Jurado fue ex equo a Yo soy la canción de canto (Cuba), de Mayra Vilasis, y O dia en que dorival encarou a guarda (Brasil), de José Pedro Goulard y Jorge Furtado. También ha otorgado una mención especial a la fantasía y técnica a Quinoscopio, del cubano Juan Padrón.El público, que el pasado año concediera su Colón de Oro a la película El beso de la mujer araña, ha ratificado sus preferencias por temas sociales donde está presente la homosexualidad. En esta ocasión con el largometraje argentino Otra historia de amor, de Américo Ortíz de Zárate, también premio Radio Exterior de España. En cortometrajes, Antonio divino, de la sevillana Pilar Távora se ha llevado el refrendo del público.

Otros premios oficiosos de esta edición del certamen de Huelva, como el concedido por la Federación Andaluza de Cine Clubes, han correspondido al conjunto de películas presentadas por la productora Aries Cinematográfica Argentina. Por su parte, la Asociación de Escritores Cinematográficos de Andalucía (ASECAN) coincidió con el jurado en distinguir la película Pobre mariposa, que narra las vicisitudes de una joven locutora al conocer el pasado de su padre, un periodista judío. Una historia sionista que arranca con la II Guerra Mundial, la aparición del peronismo y la intolerancia en Argentina.

La representación española ha pasado con más pena que gloria en este certamen, a pesar de la expectación levantada por El escote, de Antonio Verdaguer. Tampoco Caín, una coproducción catalano-andaluza de Manuel Iborra, mereció la atención del jurado al proyectarse una copia de trabajo que no reunía unas condiciones mínimas de calidad e imagen. Los productores de Caín habían manifestado a la dirección del festival su voluntad de retirarla.

Además de la amplia muestra del cine argentino, hay que destacar que de las 16 películas presentadas a concurso ocho largometrajes han sido óperas primas. José Luis Ruiz, director del certamen, proclamaba su convicción del dinamismo del cine iberoamericano y que cada día "se va quitando de la industria cinematográfica iberoamericana el constreñimiento de la libertad de expresión".

En este sentido, significada ha sido la presencia de Hortensia Bussi, viuda de Salvador Allende, que asistió al estreno de Acta general de Chile, versión cinematográfica condensada en dos horas de la serie documental de Miguel Littin emitida por Televisión Española.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 8 de diciembre de 1986