Seis cooperativas de La Rioja optan a la compra de las bodegas Berberana

En un ambiente aún más enrarecido y confuso que el que ha acompañado la reprivatización de las anteriores bodegas expropiadas a Rumasa en La Rioja, seis cooperativas vinícolas de las 26 existentes, algunas de ellas con matizaciones, han aceptado participar inicialmente en la oferta de compra de Bodegas Berberana, que fue presentada ayer ante la comisión asesora para la reprivatización.

Esta oferta, que había sido apoyada por la Dirección General del Patrimonio y por el Gobierno riojano, establece una participación mayoritaria de las cooperativas con el 90% de las acciones y supone la aportación inicial de 550 millones de pesetas como pago a la Rumasa estatal y como capital circulante, asumiendo créditos de la empresa por valor de 690 millones de pesetas. La compra de Berberana, que tiene una cuota de mercado próxima al 20% de todo el vino de rioja, ha sido calificada como una oportunidad histórica para el sector vitivinícola, aunque su planteamiento ha producido serios enfrentamientos entre distintos sectores partidarios de la compra.

Oferta abierta

Las cooperativas que han aprobado en asamblea general su participación en la compra de Berberana son las de Nájera, Alesanco y la Interlocal de Najerilla en la Rioja Alta, y las cooperativas de Arnedo, El Redal y Calahorra en la Rioja Baja, aunque esta última condicionó su voto favorable a que entraran el 50% de las cooperativas. La producción de uva de estas seis cooperativas no llega al 25% del sector cooperativo. El consejero de Hacienda de La Rioja ha manifestado que el problema no está en el número de cooperativas, sino en la forma como les va a repercutir económicamente la operación. "A estas seis cooperativas", ha declarado, "la compra de Berberana les va a suponer un coste de cinco pesetas por kilo de uva, incluidos los intereses, durante los próximos 10 años". Por otra parte, en la oferta presentada ayer a Rumasa se añade una nota dejando la operación abierta a la posible incorporación de otras cooperativas antes de que se reúna la comisión reprivatizadora.La cooperativa de Aldeanueva de Ebro, la más importante en cuanto a producción y una de las más sólidas de La Rioja, decidió el domingo, por 200 votos en contra y 40 a favor, no participar en la compra de Berberana. Esta decisión, que ha arrastrado la de otras cooperativas, se ha visto salpicada por la denuncia de posibles manipulaciones desde sectores políticos y económicos vinculados al sector vinícola. El consejero de Hacienda ha denunciado la existencia de "una estrategia de miedo o de tensión por parte de algunos sectores que han perjudicado la transparencia de la operación".

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 20 de mayo de 1985.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterMÁSTER MÁS DEMANDADO

Lo más visto en...

Top 50