Arte

Christie’s vende su primera obra digital por más de 57 millones de euros

La pieza, un objeto único no fungible conformado por un ‘collage’ de 5.000 imágenes, es la tercera venta más cara de la historia de la casa de subastas tras dos creaciones de Jeff Koons y David Hockney

'Everydays: The First 5000 Days' (Todos los días: los primeros 5.000 días), el 'collage' de 5.000 imágenes de Beeple.

La casa de subastas Christie’s ha vendido por más de 69 millones de dólares (más de 57 millones de euros) un objeto único no fungible (NFT, en sus siglas en inglés), es decir, una pieza digital elaborada a partir de unos códigos que la hacen única. La obra es Everydays: The First 5000 Days (Todos los días: los primeros 5.000 días), un collage de 5.000 imágenes que el artista conocido como Beeple ha recogido a lo largo de los últimos 13 años. La cifra alcanzada a través de las pujas que se han hecho desde el pasado 26 de febrero hasta este jueves —con un precio de salida de 100 dólares (unos 82 euros)— supone un nuevo récord en este emergente sector del arte. Además, es la tercera subasta más cara de la historia de la casa. La obra de Mike Winkelmann, nombre real del artista, se coloca detrás de dos piezas de Jeff Koons y David Hockney, según un comunicado de Christie’s.

Más información

Cuando quedaban pocos segundos para que se cerrara la subasta, una cascada de compradores ha empujado el precio que parecía que iba a quedarse en 30 millones de dólares (unos 25 millones de euros) hasta la cifra final de más de 69 millones. Más de una treintena de postores han intentado hacerse con la pieza, la primera de este tipo que ha puesto a la venta Christie’s. La transacción, como es habitual en este mercado, se hizo en Ethereum, creada en 2015, con la criptomoneda ether (similar a bitcoin), que en 2016 cotizaba a un dólar (menos de un euro) y que en este momento está a 1.600 dólares (unos 1.300 euros).

“No puede en ningún caso ser copiado ni plagiado porque se ha creado con tecnología blockchain”, advertía la casa de subastas en un comunicado al comienzo de la puja. Al contrario de lo que sucede cuando se descarga una imagen de internet (se puede imprimir, enmarcar o colgar en el salón de casa), en este caso todo el ensamblaje de códigos en torno a la obra de Beeple impide su reproducción masiva. Se trata del sistema conocido como blockchain, en castellano, cadena de bloques, una base de datos privada o un libro de contabilidad que se distribuye entre varios participantes al margen de canales tradicionales de transacción habituales, como los bancos, por ejemplo. Este sistema garantiza la autenticidad de la obra porque todos los que forman parte de esa cadena de bloques guardan una copia y mantienen el consenso de que esa obra es única, la compra queda registrada y se proporciona una prueba de propiedad.

Rarible y OpenSea son las dos plataformas, fuera del circuito tradicional en el que opera y que domina Christie´s, donde más transacciones de objetos NFT se producen. Como todos los nuevos espacios a los que los interesados en este arte llegan en busca de obras, este mercado debe aplicar las leyes de propiedad intelectual y derechos de autor con independencia del soporte y el medio que usen para sus creaciones.

Beeple se convirtió en 2020 en uno de los artistas más cotizados del mercado de los NFT. Consiguió vender 20 obras en la plataforma especializada Nifty por 3,5 millones de dólares (más de 2,8 millones de euros), según recoge The Finantial Times. El creador ha colaborado con marcas como Louis Vuitton, Apple, Nike y Samsung y, además, ha creado imágenes para los conciertos de Ariana Grande, Justin Bieber y Childish Gambino, entre otros. En octubre de 2020, Pablo Rodríguez, un coleccionista de arte residente en Miami, compró un vídeo de 10 segundos de Winkelmann por 67.000 dólares (unos 56.000 euros) y lo vendió por 6,6 millones de dólares (más de 5,5 millones de euros).

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

EmagisterFORMACIÓN CON DESCUENTO

Lo más visto en...

Top 50