Coronavirus: cierran los cines en España y se anulan rodajes por Europa y Estados Unidos

Cadenas como Yelmo, Golem o Cinesa no abren sus salas “para contribuir a la contención del COVID-19 y garantizar así la salud de empleados y clientes”. Siguen cayéndose los grandes estrenos mundiales

Sala vacía del centro de Madrid.
Sala vacía del centro de Madrid.Samuel Sánchez

Yelmo, con 500 pantallas repartidas en 50 complejos en toda España, ha sido la primera cadena en anunciar el cierre de sus locales (y tiendas de caramelos en su caso). Detrás llegaron la cadena Golem, con 42 pantallas entre Madrid, Bilbao y Pamplona, la cadena donostiarra Sade o los valencianos cines Lys. Algunas salas madrileñas, como el cine Callao y la Berlanga, ya se habían adelantado el jueves a una decisión. Otras grandes cadenas como Cinesa (con 44 complejos y más de 500 salas) o Kinépolis (con siete enormes complejos y más de cien pantallas) no han realizado un comunicado oficial, pero no han abierto sus puertas y en sus verjas y webs anuncian su cierre “como consecuencia de las medidas impuestas por las autoridades para evitar la propagación del virus”. En Madrid la clausura de locales se ha visto forzada por la orden de la Consejería de Sanidad de la Comunidad que suspendía la actividad de los espectáculos públicos. Madrid supone aproximadamente la mitad de la taquilla del cine en España, que el año pasado superó los 625 millones de euros. En España en 2019 habia 3.593 pantallas de cine, 3.558 de ellas digitales.

Con los grandes lanzamientos mundiales postergados en las últimas horas, como Un lugar tranquilo 2 (con un estreno previsto para el próximo viernes), Los nuevos mutantes, Fast 9 o Mulan, o con la anulación de estrenos que iban a llegar a las salas españolas incluso este mismo viernes, los cines españoles han empezado a anunciar sus cierres, tras negociar con los sindicatos las condiciones de la suspensión de la labor de sus trabajadores. En su comunicado, Yelmo basaba su decisión “para contribuir a la contención del COVID-19 y garantizar así la salud de empleados y clientes”.

Además, desde ayer jueves ya no se daban nuevos permisos de filmación en Madrid, y los principales rodajes se habían detenido, incluidos Competencia oficial, con Antonio Banderas y Penélope Cruz, o El cover, el debut en la dirección del actor Secun de la Rosa. Además de pararse los festivales en desarrollo (el Festival de Medina del Campo, uno de los más prestigiosos del cortimetraje europeo), el resto se ha ido cancelando: el festival de cine de Barcelona-Sant Jordi, los premios Platino del cine iberoamericano -que se entregaban del 1 al 3 de mayo en la Riviera Maya- o los premios ALMA del sindicato de guionista, que tenían fecha programada para el jueves 26 de marzo. En cambio, el festival de Cannes, que arrancará el 13 de mayo, ha postergado su decisión “hasta finales de abril”.

Hollywood tiembla

En California, a lo largo de la semana, los talk-shows nocturnos decidieron empezar a hacer los programas sin público. Jimmy Kimmel o Stephen Colbert hacen sus monólogos sin que nadie se ría. Lively with Kelly Ryan y The view también tomaron la misma medida, como en España. Pero la televisión en directo sigue adelante. Son las series y el cine en producción donde se están viendo las consecuencias más serias de la expansión del coronavirus. Ayer jueves, Warner Bros anunció la suspensión del rodaje de la cuarta temporada de Riverdale después de que un miembro del equipo diera positivo por Covid-19. La filmación se desarrollaba en Vancouver. Solo dentro de televisión, NBC ha suspendido 34 producciones, entre ellas Chicago Med, Chicago PD, Chicago Fire o New Amsterdam. Universal ha parado todos los shows que aún no habían empezado el rodaje, como Russian Doll y Little America, según un recuento de la publicación online The Wrap. Las cadenas de ViacomCBS están tomando decisiones caso por caso, que ya han afectado a la franquicia NCIS y a The Good Fight.

La segunda temporada de Carnival Row se estaba rodando en Praga hasta que Amazon ha suspendido la producción, como anunció Orlando Bloom en sus redes. Otro rodaje europeo, el de The Nightingale, en Budapest, producido por Sony, que unía a las hermanas Elle y Dakota Fanning bajo la dirección de Melánie Laurent, también se ha interrumpido. Hungría es el segundo país europeo en número de producciones albergadas, tras Reino Unido.

Netflix ha parado Grace and Frankie. ABC ha parado el rodaje de Anatomía de Grey. Una de las decisiones que está afectando a Hollywood es la recomendación del alcalde de Los Ángeles de que no haya reuniones de más de 50 personas. La medida supone de facto paralizar cualquier producción en los estudios del área de Hollywood. Apple + ha interrumpido la producción de The Morning Show.

Quizá el efecto más tangible para el público en el sur de California es el cierre de todos los parques de atracciones. Entre ellos, Disneyland, el recinto privado que atrae a más turistas de California. Disney ha cerrado todos sus parques de atracciones, que son su principal vía de ingresos. El gobernador de California dio las gracias públicamente a Disney por la decisión. Universal Studios Hollywood anunció su cierre para ayer jueves y el resto de parques de atracciones de California, hoy viernes. Además, Disney ha parado la producción de todas sus películas, incluidas las nuevas versiones de La sirenita o Solo en casa, o The Last Duel, la nueva película histórica de Ridley Scott que iba a filmarse en Irlanda con guion de Ben Affleck, Matt Damon y Nicole Holofcener (Sobran las palabras).

Más información

Lo más visto en...

Top 50