Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una inauguración sin mujeres enciende la polémica en la feria del libro de Lima

Nueve hombres integraron la mesa de honor, y en reacción, algunas escritoras cancelan o modifican su participación en el evento

Mario Vargas inaugura la feria de Lima en presencia de las autoridades.
Mario Vargas inaugura la feria de Lima en presencia de las autoridades. Cámara Peruana del Libro

La inauguración de la 24º Feria Internacional del Libro de Lima (FIL Lima) ha desatado una controversia sobre la paridad y la igualdad de género en Perú. El jueves por la noche nueve hombres participaron en la mesa de honor, encabezada por el presidente peruano Martín Vizcarra y el premio Nobel de Literatura 2010, Mario Vargas Llosa. Aunque horas después los organizadores lamentaron la imagen dada, varias escritoras han anunciado que asistirán a sus actividades programadas, pero modificando el contenido para insistir en la invisibilización de la mujer en el ámbito cultural y editorial, y otras se han manifestado directamente contra la inercia patriarcal. La poeta peruana Victoria Guerrero ha cancelado su participación no solo en la presentación de su libro, sino en otros actos en los que estaba anunciada en la FIL.

Además de Vizcarra y Vargas Llosa, encabezaban la inauguración el ministro de Cultura, Luis Jaime Castillo; el presidente del Instituto Cervantes, Luis García Montero; el alcalde de Lima, Jorge Muñoz; y el presidente de la Cámara Peruana del Libro, José Carlos Alvariño; entre otras autoridades y gestores culturales, con, curiosamente, en la pantalla de fondo, un retrato de la artista afroperuana Victoria Santa Cruz. Mientras se celebraba la apertura del más importante evento editorial de Perú, las fotos de los nueve varones en la mesa se propagaron por las redes sociales con comentarios de rechazo. El viernes, el director general de Penguin Random en Perú, Jerónimo Pimentel, pidió vía Twitter que la Cámara Peruana del Libro diera alguna explicación.

El gremio editorial respondió con un comunicado que revela la hondura de la brecha: “Si bien la composición de la mesa de honor no estuvo determinada por el género de las personas, sino por los cargos institucionales que tradicionalmente han participado en el evento, sin duda era necesario que replanteáramos la composición de la mesa al ver que no había mujeres presentes. Lo cierto es que no fuimos conscientes del problema, lo cual lamentamos profundamente”.

Retrato de los nueve hombres que inauguraron la feria del libro de Lima. ampliar foto
Retrato de los nueve hombres que inauguraron la feria del libro de Lima. Cámara Peruana del Libro

Guerrero, una de las voces más importantes de la generación del 90, dijo a EL PAÍS que no asistir a la FIL “es una forma de protesta a través de la disidencia”. “Tras ver la imagen del acto inaugural sentí que era demasiado humillante y ofensivo no solo para las mujeres, sino también para otras poblaciones e identidades diversas. Me conmocionó porque son nueve sujetos que representan un tipo de poder anclado en el pasado. Muchos de ellos persisten en un tipo de ideología que ha llevado el mundo a la catástrofe que hoy vivimos: un mundo precario y en pobreza. Venimos discutiendo hace tiempo estos temas: no creo que sean simples errores. Las mentalidades no cambian de un día para el otro, pero puedes tener intención de cambio, dejar de justificarte en actos protocolares”, añadió la autora de Y la muerte no tendrá dominio.

Micaela Chirif, una de las principales autoras peruanas de literatura infantil, anunció que en vez de hablar de su nueva obra, como estaba programado, analizará El libro de los cerdos, de Anthony Browne. “Además, entregaré una lista de literatura infantil recomendada con perspectivas diferentes, no panfletarias, para ver si ayudamos a evitar escenas como la de anoche”, dijo en Facebook. La narradora francesa Christian Fèlip-Vidal, afincada en Perú desde hace décadas, ha destacado que una de las mesas organizadas en la FIL por el grupo editorial Estación La Cultura sea “un valioso contrapeso a la ausencia de mujeres en el asombroso panel de nueve hombres”. En el diálogo Narradoras peruanas post-2000, participarán cuatro autoras, entre ellas Fèlip-Vidal, el próximo jueves 25. La poeta Valeria Román también se ha manifestado contra lo ocurrido: “No ha sido un gesto menor. Confirma que las cosas no han cambiado, que incluso en los altos círculos de la literatura todavía existe un soterrado machismo y conservadurismo”, comentó en Facebook.

La mesa sin representación femenina en la FIL coincidió con el debate en el Congreso de una norma que no acepta la representación paritaria de hombres y mujeres en las listas de candidatos al Congreso: la igualdad de género tiene un largo camino por delante en Perú.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >