Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Solo un espectáculo del INAEM en 2015 logra cubrir los costes de exhibición con la venta de entradas

El Tribunal de Cuentas también observa "carencias" en la gestión y contratación del personal

El ballet de 'Carmen' en el Centro Nacional de Danza.
El ballet de 'Carmen' en el Centro Nacional de Danza.

El Tribunal de Cuentas ha detectado en su último informe sobre el Instituto Nacional de Artes Escénicas (INAEM), que se ha dado a conocer hoy, que solo uno de los espectáculos programados en 2015 ha podido cubrir la totalidad de los costes de exhibición con lo recaudado en la venta de entradas: la representación de ballet Carmen, en el Centro Nacional de Danza.

Solo nueve obras han logrado una tasa de cobertura de ingresos superior al 45% de los costes primarios. "De haberse tenido en cuenta los costes repercutidos de la actividad de exhibición, ninguna representación hubiera cubierto los costes registrados con los ingresos por venta de entradas", agrega el informe.

Entre las obras en las que los ingresos no han llegado a cubrir el 45% de los costes destacan los casos de Bangkok del CDN y La Gran Duquesa de Gerolstein del Teatro de la Zarzuela, en las que la recaudación por la venta de entradas solo representó el 6% y el 20%, respectivamente.

El informe también detecta en materia de personal una serie de "errores y carencias" en los registros que ha impedido "determinar" el número de trabajadores fijos sujetos a convenio y fuera de convenio o el número de temporales para las diferentes modalidades de contratación. Además, se observa un retraso medio de 20 días en el abono de las retribuciones del personal laboral temporal artístico de producción.

En relación con el método de pagos que se deben justificar, la fiscalización señala que este sistema fue empleado de una "manera improcedente para atender gastos", cuyos justificantes fueron presentados con anterioridad al reconocimiento de la obligación, "además de producirse retrasos significativos en la aprobación de las cuentas justificativas".

"Asimismo los arqueos de caja fueron realizados con posterioridad a la fecha prevista en la normativa y elaborados, en ocasiones, con posterioridad al Estado de Situación de Tesorería al que acompañaban, por lo que las disponibilidades líquidas de los mencionados estados no quedaban debidamente acreditadas", continúa el informe.

En relación con los estados financieros, el documento emite una "opinión favorable" sobre las cuentas del ejercicio fiscalizado; no obstante, destaca una "incorrecta valoración" de inmuebles por valor de, al menos, 10 millones de euros; así como la "no contabilización" de pérdidas de 2015 y de ejercicios anteriores, por importe de 750.000 euros.

En contratación administrativa, se observan "retrasos en la ejecución de obras de hasta el doble del plazo previsto, falta de aplicación de las penalidades por demora previstas y la adjudicación de un contrato cuya oferta se presentó fuera del plazo establecido".

Más información