Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Isabel Pantoja retoma en Chile su carrera internacional

La cantante española brinda su primer concierto en el extranjero tras su estancia en la cárcel. Agradece los aplausos, pero reprende al jurado de Viña del Mar

Isabel Pantoja durante su concierto en el festival de Viña del Mar.

Orgullosa y emocionada, Isabel Pantoja se reencontró este miércoles con el público latinoamericano en Viña del Mar. La tonadillera española eligió el popular festival chileno para su primer concierto internacional después de cumplir su condena a dos años de cárcel por blanqueo de dinero. El público presente la mimó con aplausos desde que pisó el escenario, enfundada en un vestido negro con forro de satén blanco y lentejuelas en la espalda. Arrancó con "Del olvido al no me acuerdo", una de las canciones de su último disco, Hasta que se apague el sol, escrito, compuesto y producido por el cantante mexicano Juan Gabriel. El álbum se grabó en secreto en México en el verano de 2014, pocos meses antes del ingreso de la artista en prisión, donde permaneció un año y medio. El divo de Juárez, fallecido el pasado agosto, fue homenajeado por Pantoja a lo largo de toda la noche, en la que cantó uno de sus temas más populares, "Te lo pido por favor".

"Soy una mujer de poco hablar, pero sí quiero dar las gracias infinitas por haberme dado la oportunidad de, por primera vez en mi vida, poder pisar La Quinta Vergara. Hoy puedo cantar. Hasta que Dios me lo quite, es lo único que quiero seguir haciendo", expresó. La sevillana lanzó besos al auditorio, agradeció las ovaciones y vítores de los presentes y no pudo contener las lágrimas al recibir el máximo galardón del festival, la Gaviota de Platino. A pedido del público, también le fueron entregadas la Gaviota de Oro y de Plata. Sin embargo, se indignó con el comportamiento del jurado. "Hay muchos sitios para hablar, no la primera fila. Sea quien sea, a un artista hay que respetarlo", advirtió antes de cantar "Era mi vida él".

Isabel Pantoja.
Isabel Pantoja. Reuters

A sus 60 años, Pantoja ha relanzado su carrera artística internacional con una imagen rejuvenecida y la compañía de una gran orquesta filarmónica. Con una mano en el micrófono y la otra en el corazón, la cantante interpretó algunos de sus grandes éxitos, como "Marinero de luces", "Buenos días tristeza" y "Pasó tu tiempo", entre otros. Pasional, dejó en algunos momentos al aire sus piernas al recogerse la falda, en los que no faltaron piropos. El momento más emocionante de la noche llegó con "Así fue", cantada al unísono con el público y con miles de linternas del móvil prendidas en recuerdo a Juan Gabriel.

A medida que avanzó el concierto, sacó su costado más flamenco, reforzado por la música de guitarras y un cajón. Ataviada con un chal rojo con flores doradas, la artista cantó "Inocente pobre amiga". "Isabel, Isabel, Isabel", coreaban los 15.000 espectadores que asistieron al espectáculo. La artista agradeció la presencia de sus hijos, Francisco Rivera e Isabel Pantoja, y también la de la cantante y actriz argentina Lali Espósito.

"Me quedaría cantando hasta que se apague el sol de mañana", dijo la tonadillera antes de despedirse, después de casi tres horas de concierto. Pantoja cerró el espectáculo con "Se me enamora el alma". La diva comenzó por la puerta grande una nueva etapa.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información