Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Localizada la maleta con 600.000 euros del detenido por el robo del Códice

El juez Vázquez Taín pone en libertad al hijo del electricista, acusado de blanqueo de capitales

La policía ha localizado la maleta con una cantidad "próxima" a los 600.000 euros sustraídos supuestamente por el electricista que robó el Códice Calixtino, Manuel Fernández Castiñeiras. Así lo ha confirmado el juez que instruye el caso, José Antonio Vázquez.  La maleta fue encontrada en el patio interior de la casa que el antiguo electricista de la catedral de Santiago de Compostela Manuel Fernández Castiñeiras y su mujer, Remedios Mayo, poseen en Milladoiro (A Coruña).

A este recinto tenían acceso todos los vecinos del edificio, y fueron precisamente ellos los que habían avisado de la presencia de un bulto sospechoso en este habitáculo. En este mismo domicilio, la comisión judicial intervino tres libros contables, escritos por Fernández Castiñeiras, correspondientes a los años 2004, 2005 y 2006. Al final de cada anualidad, el exempleado de la Catedral marcaba con un círculo rojo la cantidad total sustraída. Los investigadores comprobaron que entre el dinero interceptado -un millón de euros largo- y el anotado en estas libretas, había un desfase que situaron entre 400.000 y 500.000 euros, aunque un análisis en profundidad, ajustó la cifra en unos 600.000. Con este hallazgo, explica la misma fuente, se da por concluida la búsqueda del dinero que presuntamente sustrajo este técnico, aunque la investigación sigue abierta y no se descartan nuevos registros, por si pudiesen aparecer más piezas.

El arrestado había asegurado en los interrogatorios que había desaparecido la maleta con 600.000 euros. Con esta cantidad, se eleva a 1,8 millones de euros el dinero que la policía ha encontrado de los robos perpetrados por Fernández durante años en el templo compostelano. El delegado del Gobierno en Galicia, Samuel Juárez, ha explicado que "se cree que se trata de dinero sustraído en el ámbito de la Catedral".

El detenido se encuentra en prisión provisional desde el pasado viernes tras haber reconocido la autoría del robo y pasar a disposición judicial. Los investigadores tenían conocimiento de la existencia de la maleta porque Fernández registraba en un diario manuscrito lo que sustraía de la basílica. El titular del Juzgado de Instrucción Número 2 de Santiago ha dejado en libertad con cargos al hijo del exelectricista de la Catedral acusado del robo del Códice Calixtino, recuperado el pasado miércoles, al considerar que "no hay más riesgo" de destruir pruebas. El juez también estudia la puesta en libertad de la mujer teniendo en cuenta "que no corre riesgo la investigación".

Es el siguiente capítulo de caso desde que el pasado miércoles fue hallado el Códice Calixtino durante un registro que tenía precisamente por objetivo hallar la maleta. El libro del siglo XII, de valor incalculable y robado hace un año, fue devuelto ayer domingo a la basílica compostelana en un acto protagonizado por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

No obstante, la investigación sigue abierta y no se descartan nuevos registros. Previamente al hallazgo de la maleta, habían sido hallados en propiedades del detenido 1,2 millones de euros en metálico y 300.000 dólares, cuyo origen tratan de esclarecer los investigadores. El caso ha puesto de relieve los agujeros en la seguridad del templo.

Fernández, que trabajó durante 25 años en la catedral y fue detenido el martes por la sustracción del manuscrito del siglo XII, se le acusa de robos con fuerza continuados, hurto y delitos contra la intimidad de las personas. A la mujer del electricista se le imputa delito contra la intimidad y blanqueo de capitales y, al hijo de ambos, blanqueo de capitales.