Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vecinos de Carabanchel se pagan su propio memorial de víctimas del franquismo

El sábado ataron a una alambrada de la Avenida de los Poblados varias placas con 600 nombres de presos represaliados en la antigua cárcel y el lunes ya no estaban

Instalación de los letreros el sábado, en una imagen cedida por la asociación SOS Carabanchel y la Plataforma Ciudadana por el Centro de Memoria Cárcel de Carabanchel.
Instalación de los letreros el sábado, en una imagen cedida por la asociación SOS Carabanchel y la Plataforma Ciudadana por el Centro de Memoria Cárcel de Carabanchel.

Jesús Rodríguez buscaba este lunes, a la mañana, los restos de las placas que habían agarrado el sábado, ante más de un centenar de personas, a la alambrada que separa el barrio del solar abandonado donde estuvo la cárcel de Carabanchel. Pero no hay ni rastro de las seis láminas de aluminio con casi 600 nombres que recordaban a una pequeña parte de los presos represaliados por el franquismo, en la antigua cárcel que se derribó hace once años, bajo gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

Placa en homenaje a los presos en Carabanchel en el terreno de lo que fue la cárcel.
Placa en homenaje a los presos en Carabanchel en el terreno de lo que fue la cárcel.

Jesús sigue dando vueltas entre ese erial de 172.144 metros cuadrados. Es empleado de banca y está jubilado, pertenece a la asociación SOS Carabanchel y a la Plataforma Ciudadana por el Centro de Memoria Cárcel de Carabanchel, creada antes del verano. No sabe quién ha podido cortar las bridas metálicas y hacerlo desaparecer todo, pero no han dejado ni rastro. La Policía Municipal asegura a este periódico que no han sido ellos, lo mismo explican desde la Junta de Distrito de Carabanchel. Los vecinos no tenían autorización para amarrar un poco de memoria a la alambrada, pero varias decenas de ellos sufragaron -con la compra de papeletas- las placas de aluminio y la inscripción. Jesús Rodríguez cuenta que van a volver a colocarlas y esta vez serán 13 paneles y más de 1.700 nombres. Han reunido unos dos mil euros para su memorial casero.

Los terrenos pertenecen al Ministerio de Justicia y el anterior equipo del Ayuntamiento de Madrid, con Manuela Carmena al frente, había aprobado en sus últimos presupuestos una partida de 320.000 euros para la creación de un monumento en memoria de la represión franquista. El pasado julio VOX se negó a que esa partida aprobada fuera para tal fin y el PP aseguró que el memorial no se iba a hacer. La postura fue confirmada en el pleno del pasado martes, cuando el partido comprometida con el memorial que reivindica la memoria de los represaliados en Carabanchel se destinará para la compra de dos camiones para transporte de caballos de la Policía Municipal. PP, Ciudadanos y Vox votaron a favor del nuevo destino del dinero y en contra lo hizo PSOE y Más Madrid.

“Cuando desde el Ayuntamiento se niega la política de memoria triunfa el discurso del odio. Blanquean el franquismo, denigran a sus víctimas y pactan con la ultraderecha. Han atacado a los presos políticos de la cárcel de Carabanchel. Podríamos recuperar la inversión para ese memorial si tuviéramos los votos pero el PP y Ciudadanos se han aliado con Vox y trabajar a su dictado”, explica Ramón Silva concejal del PSOE. “Ciudadanos deberían pensar si deben seguir dejándose llevar por Vox”, añade.

“Estamos hundidos”, explica Natividad Camacho, expresa de la cárcel que muestra su tristeza ante la desaparición, después de que el alcalde, José Luis Martínez Almeida (PP), diera la orden de arrancar las placas del cementerio de La Almudena, con nombres de los republicanos fusilados durante el franquismo. “El Ayuntamiento se empeña en borrar los nombres. A nosotros, el recuerdo nos ayuda a seguir vivos. Es un acto de mala fe y una actitud miserable contra quienes fuimos represaliados”, explica Natividad. Muestra su indignación con el equipo actual porque no les permiten reivindicar su memoria, porque no respetan los acuerdos anteriores. “Es necesario reconocer y no olvidar aquellos hechos: esas detenciones se hicieron, esa cárcel se vivió y esa lucha se libró. Perdimos nuestra juventud luchando contra el franquismo y ahora queremos disfrutar de la democracia”, añade.

Fueron también los vecinos los que realizaron la labor de investigación de los nombres. Por Carabanchel pasaron cerca de 50.000 presos a lo largo de su historia, pero desde la plataforma ciudadana no son capaces de cerrar un dato de todos los encarcelados antes de la democracia por motivos políticos. “Es un agujero negro y no podemos ponernos a hacer una investigación mucho más exhaustiva. No me veo capacitado para visitar todos los archivos, solo soy un jubilado. Ni siquiera estaba muy significado entonces, pero hubo mucha gente que no mereció estar aquí y peleó mucho para que hoy tengamos lo que tenemos. Parece que la derecha no quiere reconocerlo”, asegura Jesús Rodríguez.

El mismo lugar, este lunes sin las placas, en otra imagen de la asociación SOS Carabanchel y a la Plataforma Ciudadana por el Centro de Memoria Cárcel de Carabanchel. ampliar foto
El mismo lugar, este lunes sin las placas, en otra imagen de la asociación SOS Carabanchel y a la Plataforma Ciudadana por el Centro de Memoria Cárcel de Carabanchel.

A unos metros del solar se encuentra la Ermita de Santa María la Antigua, construida en siglo XIV, en cuyo muro permanece una placa que recuerda a los religiosos asesinados el 18 de agosto de 1936. De la presencia de la cárcel no hay nada. Solo una pancarta hecha por los vecinos que anuncia qué hubo allí donde ahora hay campo de olvido. Los vecinos trataron de ponerse en contacto con Fernando Martínez López, director general para la Memoria Histórica del Ministerio de Justicia, pero nunca les respondió. Dicen que solo piden un centro de la memoria en Carabanchel. De momento, tienen una maqueta del tamaño de un juguete, comida por los yerbajos.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información