Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Barcelona logra que los portales turísticos retiren el 70% de los pisos ilegales

El Ayuntamiento de Barcelona exige la retirada de 1.500 apartamentos sin licencia a Airbnb y Wimdu

Protesta contra Airbnb en Barcelona.
Protesta contra Airbnb en Barcelona.

La buena noticia es que los portales de alquiler turístico, incluso Airbnb en el último año, han eliminado de sus webs, a instancias del Ayuntamiento de Barcelona, 4.100 pisos que operaban sin licencia, el 70% de la oferta ilegal que se anunciaba. La mala, que todavía quedan un millar. Una cifra que se alcanzará cuando Airbnb y Wimbdu (hacia donde ha migrado mucha oferta de habitaciones y apartamentos tras la presión ejercida sobre el portal de origen americano) retiren de sus páginas el listado de 1.500 pisos ilegales que el gobierno de la alcaldesa Ada Colau les ha entregado este lunes.

El ejecutivo municipal, con los concejales de Urbanismo, Janet Sanz, y Turismo, Agustí Colom, a la cabeza, se han reunido con Rentalia, Homeaway, Booking, Apartur... y por primera vez Airbnb. Tras años de enfrentamiento, el Ayuntamiento considera un "buen actor" al portal porque en algo más de un año ha accedido a retirar 5.000 ofertas; ha aceptado también ceder datos al consistorio y obligar a los anunciantes a mostrar su número de registro como piso turístico legal. "Celebramos los avances y esperamos que, en el tiempo más breve posible, podamos decir que estamos en cero pisos ilegales y se cumple la Ley de Turismo, que obliga a no publicitar viviendas turísticas no registradas", ha celebrado Sanz, que ha aplaudido la "complicidad" de las plataformas.

Desde Apartur, la patronal de los 9.000 pisos turísticos legales, Enrique Alcántara ha aplaudido los avances. "Valoramos el trabajo hecho muy positivo y esperamos que, en breve, cuando podamos dejar de hablar de oferta ilegal, podremos comenzar a hablar de otras cuestiones", ha afirmado Alcántara.

Airbnb ha insistido en defender a los "ciudadanos que quieran compartir su hogar" y ha recordado la "eliminación de operadores ilegales", pero ha apuntado que el Ayuntamiento "debe exigir a todas las plataformas el mismo nivel de cumplimiento y altos estándares”. Pese a los avances del portal, todavía tiene pendiente garantizar al Ayuntamiento la fórmula para verificar que el número de RTC (Registro de Turismo de Cataluña) de sus anunciantes es real.

Por parte del Ayuntamiento, Sanz ha explicado también que Barcelona quiere colaborar con otros ayuntamientos catalanes y con la Generalitat para eliminar de los portales turísticos la oferta ilegal de otras localidades. "Les puede interesar a otras zonas como el Maresme o la costa Brava", ha asegurado.

Y la teniente de alcalde también ha admitido que, a raíz del trabajo de las arañas tecnológicas que localizan oferta ilegal, también la encuentran y la persiguen en otras páginas web, como Facebook o Idealista. "El mensaje", ha insistido, "es de tolerancia cero con los ilegales, de que vigilamos la oferta, porque cuando la dejas a su aire acaba generando" malas prácticas.

Más información