Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sanidade apuesta por el “autocuidado” del paciente y la telemedicina

Los hospitales y geriátricos concertados estarán conectados a la red pública de historiales

La sanidad pública no deja de menguar —ha perdido 370 millones de presupuesto desde 2009— y la Consellería de Sanidade prescribe “autocuidados” a los pacientes y más telemedicina al estilo del 061. “La accesibilidad no se mide solo por la proximidad”, defendió ayer en el Parlamento su titular, Rocío Mosquera, satisfecha de los resultados de un programa piloto de consultas telefónicas con el médico de cabecera. “Es posible otra forma de prestar asistencia”. Tras la comparecencia de Mosquera para exponer cómo cuadrará las cuentas, la consellería emitió un comunicado en el que subraya que uno de los “ejes fundamentales” del año que viene será “impulsar medidas para reforzar la capacitación de las personas en la gestión de su salud y en su autocuidado”.

Sanidade introducirá también en 2014 cambios para “mejorar” su relación con los hospitales y geriátricos concertados. La memoria del presupuesto de este departamento prevé alargar los plazos de los convenios e incluir en estos acuerdos “una redefinición de papeles y garantías” de su “actividad y seguridad”, así como la conexión de estos centros a la red pública de historiales clínicos, unas modificaciones escuetamente expuestas en la documentación oficial que la conselleira, Rocío Mosquera, eludió explicar ayer en el Parlamento gallego. “¿Es esto legal?”, le preguntó la diputada socialista Carmen Acuña, que alerta del uso que las empresas que gestionan estos recintos pueden hacer de los datos confidenciales de los pacientes, teniendo en cuenta que están “vinculadas a aseguradoras”. El PSOE ya ha anunciado que reclamará los informes jurídicos de la Agencia de Protección de Datos en los que se ha basado la Xunta para impulsar estas medidas.

Los 3.391 millones de los que dispondrá Sanidade en 2014 sitúan el presupuesto en el nivel de 2006. Eva Solla (AGE) criticó que la atención primaria pierde 16 millones con respecto a 2013, recriminó la inclusión de proyectos prometidos ya para el año pasado —como los 15 centros de salud y la ampliación del hospital de O Salnés— y advirtió un recorte del 14% en las partidas destinadas a pagar la limpieza de hospitales y centros especializados. Montse Prado (BNG), por su parte, acusó a Mosquera de “descapitalizar” y “desacreditar” el sistema público para desviar el negocio a empresas y aseguradoras privadas.