López plantea gravar con el 60% las rentas de más de 120.000 euros

El 'lehendakari' lo plantea como una medida transitoria contra la crisis

El 'lehendakari', Patxi López, durante su intervención en la Universidad de Deusto.
El 'lehendakari', Patxi López, durante su intervención en la Universidad de Deusto.Miguel Toña (EFE)

Gravar las rentas más altas del trabajo y eliminar una buena parte de las deducciones del Impuesto de Sociedades es una vieja aspiración del Gobierno socialista. Desde que prácticamente llegó a Ajuria Enea en 2009 y con los datos en la mano de la caída de la recaudación propuso una reforma tributaria que el PNV y el PP —en las dos diputaciones que Gobiernan, la de Bizkaia y la de Álava— han bloqueado de manera sistemática.

El lehendakari y candidato a la reelección del PSE, Patxi López, precisó ayer una de esas propuestas al plantear que quienes más cobran paguen más hasta el punto de elevar el tipo desde el máximo actual del 45% en Bizkaia y Álava y del 49% en Gipuzkoa, hasta el 60%, para las rentas superiores a los 120.000 euros.

“Sería un ejercicio de solidaridad en tiempos de crisis”, explicó López durante una entrevista concedida a Radio Popular de Bilbao y enmarcó la misma dentro de una reforma fiscal más amplia que debería de servir para avanzar en justicia y equidad, garantizar la suficiencia financiera para sostener el país y “los servicios públicos que queremos”, y dotar a las instituciones de más y mejores instrumentos para luchar contra el fraude fiscal.

López, que se encontró con el muro de los nacionalistas y los conservadores en el pleno monográfico sobre fiscalidad que celebró el Parlamento vasco en mayo, explico que además de esas medidas de ajuste hay que mejorar la lucha contra el fraude porque hay entre un 18% y 20% de economía sumergida en Euskadi que supone un fraude de más de 2.500 millones de euros.

¿Podemos combatir mejor el fraude e intercambiar datos? se preguntó López. “El PNV dijo que no”, respondió él mismo.

“Las nóminas tributan un 40% más que profesionales y empresarios”

La reforma, a su juicio, debe conllevar una revisión de todos los tipos impositivos para evitar algunas injusticias manifiestas como el hecho de que un trabajador con una nómina de 1.500 euros tribute al 23% en el IRPF y una persona que obtiene un millón de euros a través de dividendos o movimientos especulativos lo haga al 22%. “Las nóminas tributan de media un 40% más que los empresarios y los profesionales, y no es justo”, criticó.

Para el presidente vasco, el PNV debe explicar por qué se negó a reformar el sistema fiscal durante tres años y medio y ahora abre la puerta a cambios y además lo hace con las mismas palabras que utilizó el PSE. “Eso sí, el PNV dice que plantear que quien tiene más pague más es demagogia” cuando en tiempos de crisis, y cuando se han realizado esfuerzos y sacrificios por parte de los funcionarios y trabajadores, lo normal es que ahora les toque a ellos.

El lehendakari concretó que su propuesta es elevar de forma transitoria durante tres ejercicios el tipo marginal del IRPF, el que pagan las rentas más altas, al 60% para aquellos contribuyentes con rentas de más de 120.000 euros al año.

También defendió que el Parlamento vasco asuma “cierta capacidad normativa” en materia tributaria porque, según argumentó, “no es lógico que en un país tan pequeño como el nuestro, con 2,2 millones de habitantes, un ciudadano alavés tribute diferente que un guipuzcoano o vizcaíno”.

El PSE defiende que el Gobierno debe de tener una cierta capacidad normativa sobre la fiscalidad para que los ciudadanos sean iguales en derechos y obligaciones. López dijo que asistirá a la Conferencia de Presidentes que tiene previsto convocar el presidente Mariano Rajoy para el próximo mes de octubre.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción