Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detectados cinco nuevos casos de coronavirus en los Alpes franceses

"Su estado clínico no reviste ningún signo de gravedad”, declara la ministra francesa de Sanidad

En foto, Les Contamines-Montjoie, donde se han detectado cinco nuevos casos de coronavirus en Francia. En vídeo, los contagiados por el coronavirus asciende a 258 fuera de China.

Francia ha detectado cinco nuevos casos de personas infectadas por el coronavirus de Wuhan (China). Se trata de ciudadanos británicos, entre ellos un niño de nueve años, que se encontraban en los Alpes franceses. Contrajeron la enfermedad al entrar en contacto con otro británico que había estado en Singapur. La ministra francesa de Sanidad, Agnès Buzyn, ha explicado este sábado que “[el] estado clínico [de los enfermos] no reviste ningún signo de gravedad”.

Los nuevos enfermos de coronavirus elevan a 11 el total de casos en Francia. De los seis casos detectados con anterioridad, uno —un paciente chino de 80 años ingresado en París— se encuentra “todavía en un estado crítico”, informó el director general de Sanidad, Jerôme Salomon, en declaraciones recogidas por la agencia France Presse. Otros pacientes hospitalizados han experimentado claras mejoras y podrían salir en los próximos días.

El origen del nuevo foco es un ciudadano británico que visitó localidad de Contamines-Montjoie (departamento de Alta Saboya) entre el 24 y el 28 de enero. El hombre venía de Singapur, donde había pasado tres días y, aparentemente, fue allí donde contrajo el virus. 11 personas que compartieron un chalé con dos apartamentos en Contamines-Montjoie —entre ellas, los cinco con coronavirus— se encuentran hospitalizados en Lyon, Grenoble y Saint-Étienne.

En uno de los apartamentos residía de forma permanente el niño contagiado, sus dos hermanos y sus padres. La madre se encontraba de viaje en Inglaterra, explicó al diario Le Dauphiné Jean-Yves Grall, director de la Agencia regional de Salud de la región Auvernia-Ródano-Alpes. En el otro apartamento se alojaron siete amigos de esta familia que visitaban por unos días Contamines-Montjoie.

Grall anunció el cierre de dos escuelas que el niño había frecuentado. En una de ellas, en Contamines-Montjoie, seguía sus estudios de cuarto curso de primaria. En la otra, en la localidad cercana de Saint-Gervais-les-Bains, había acudido a unas clases de refuerzo. Contamines-Montjoie es una estación de esquí “familiar”, como se define en su página web, al pie del Mont Blanc.

El objetivo de las autoridades es ahora detectar, por un lado, si en una reciente reunión internacional de Singapur hubo un foco de coronavirus que habría llegado al regresar sus participantes a sus países. Por otro lado, con qué otras personas pudo estar en contacto el ciudadano británico en el origen de los cinco nuevos casos. El primer ministro francés, Édouard Philippe, convocó una reunión con los ministros implicados para evaluar la situación.

En un comunicado, el Ministerio francés de Asuntos Exteriores desaconsejó viajar a China “salvo razón imperativa". Lo justificó por el "contexto evolutivo de la epidemia" y por las "restricciones decididas por las autoridades chinas, los cierres de centros escolares y universitarios y la reducción de las conexiones aéreas”.

El número de afectados por el coronavirus alcanza los 34.664, según los datos más recientes, y ya ha superado las 700 muertes. Un total de 25 países registran contagios. En Europa, donde los primeros casos se conocieron a finales de enero, son 43 —ninguna muerte— en nueve países, entre ellos Francia, Alemania, Italia, España y el Reino Unido.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información