Plácido Domingo

La Ópera de Los Ángeles concluye que las acusaciones contra Plácido Domingo son “creíbles”

La investigación de la institución sobre su exdirector general no encuentra evidencias de que el tenor intercambiara sexo por trabajo o tomara represalias contra alguna mujer

Plácido Domingo, el pasado mes de diciembre en Valencia.
Plácido Domingo, el pasado mes de diciembre en Valencia.MÒNICA TORRE

Las acusaciones contra Plácido Domingo por su comportamiento sexual son “creíbles”, según la investigación encargada por la Ópera de Los Ángeles, que este martes publicó un resumen de sus conclusiones. Domingo era director de la institución angelina cuando fue acusado en la prensa por 20 mujeres de haberse aprovechado de su posición para acosarlas sexualmente en distinto grado. Solo dos de esas mujeres dieron su nombre públicamente. Es el segundo informe profesional que encuentra consistentes las acusaciones contra Domingo.

La investigación ha tardado seis meses en publicar sus primeras conclusiones desde que surgieran las primeras acusaciones contra Domingo el pasado agosto. La Ópera de Los Ángeles encargó el trabajo a la abogada Debra Wong Yang, del bufete Gibson Dunn. Yang es una exfiscal y exjuez de la Corte Superior de Los Ángeles experta en protección de la reputación. Domingo, el tenor más importante del último medio siglo, era el director general. Dimitió del puesto el pasado 2 de octubre cuando empezaba a estar claro que el hundimiento de su reputación en EE UU no tenía marcha atrás.

MÁS INFORMACIÓN

Los investigadores han entrevistado a 44 personas y han revisado 500.000 documentos, según una nota hecha pública por LA Opera. En esas conversaciones han surgido 10 acusaciones concretas contra Domingo de conducta inapropiada que van desde 1986, cuando empezó a ser asesor artístico de la institución, hasta el año pasado. “Gibson Dunn considera que las acusaciones son creíbles, en parte por las similitudes en los relatos”, consta en el documento.

“El nivel de incomodidad relatado por las mujeres varía, desde algunas que han declarado no haberse sentido incómodas hasta otras que han descrito un trauma significativo”, añade. Algunas de las mujeres han declarado que no denunciaron porque se sentían intimidadas por la posición de Domingo, probablemente el hombre más poderoso de la industria de la ópera y la estrella absoluta de cualquier producción en la que participara.

El tenor español, de 79 años, cooperó en la investigación y fue interrogado por el equipo de abogados. “Rechazó las acusaciones de contactos no deseados y aseguró que todas sus interacciones fueron consentidas”, se afirma en el documento de conclusiones. Los abogados consideran que Domingo fue “sincero en sus negaciones”, pero “algunas son menos creíbles o carentes de conciencia”.

Plácido Domingo ha ido cambiado en estos meses su respuesta a las acusaciones de mujeres que describían con mucho detalle sus acercamientos y tocamientos en el trabajo. Primero se excusó en que había formas de actuar que se veían con distintos ojos en el pasado. Luego acusó a la agencia Associated Press, que publicó la investigación sobre él, de querer destruirlo. Finalmente, Domingo admitió “toda la responsabilidad” por sus actos el pasado 25 de febrero, después de que se publicara una investigación del sindicato norteamericano de músicos de ópera, AGMA. Domingo pidió perdón “por el daño causado”.

En vídeo, el testimonio de una de la denunciantes de Plácido Domingo, la mezzosoprano Patricia Wulf.(VÍDEO: EPV)

Los abogados no encontraron ninguna prueba de que Domingo planteara nunca un quid pro quo a cambio de favores sexuales o que tomara represalias contra alguna mujer al no contratarla para la Ópera de Los Ángeles.

La investigación también afirma que LA Opera carecía de un sistema de comunicación sólido para situaciones de acoso sexual y que su actitud respecto a este asunto era básicamente “reactiva” hasta 2018, cuando el movimiento Me Too empezó a cambiar la cultura respecto al acoso sexual en el trabajo. Aunque se tomaban las denuncias en serio, afirma el bufete, el proceso era en general informal e inconsistente. LA Opera concluye el comunicado pidiendo disculpas a las afectadas.

Profesionalmente, la carrera de Plácido Domingo terminó en Estados Unidos poco después de surgir las acusaciones, cuando él mismo se retiró del cartel en el Metropolitan de Nueva York. Había cantado allí durante 50 años. Los trabajadores de la producción se quejaron de su presencia. En Europa, Domingo continuó cantando hasta que se publicó el informe del sindicato de músicos de EE UU. El pasado 28 de febrero, Domingo se retiró de su prevista aparición en el Teatro Real de Madrid. Esta semana canceló un concierto que estaba previsto en Londres.

Más información

Lo más visto en...

Top 50