Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

RTVE afrontará un recorte adicional de 50 millones de euros en 2013

Echenique dice que seguirán las corridas de toros y dice que la información retrasada sobre la manifestación independentista de la Diada no fue más que un error

Leopoldo González-Echenique (i), junto a José María Barreda, presidente de la Comisión Mixta de Control Parlamentario de RTVE en el Congreso, momentos antes de comparecer hoy por primera vez ante dicha comisión.
Leopoldo González-Echenique (i), junto a José María Barreda, presidente de la Comisión Mixta de Control Parlamentario de RTVE en el Congreso, momentos antes de comparecer hoy por primera vez ante dicha comisión. EFE

El presidente de RTVE, Leopoldo González-Echenique, ha reconocido hoy que habrá un recorte adicional de 50 millones de euros en la corporación para 2013, que se suman a los 204 que ya se restaron para este año. “Hacemos lo posible para adaptarnos a estos recortes, pero el equilibrio presupuestario se alcanzará a finales de 2013”, ha dicho. Pero admite que este año no será posible: “Un transatlántico como este no se mueve en unos días”.

Echenique, en su primera comparecencia en el Congreso, ha negado que vayan a cortar con la Federación Española de Fútbol. “Tenemos que racionalizar, no podemos seguir pagando lo que estábamos pagando hasta ahora, lo acordado en 2007”.

Respecto a la delicada situación económica de la corporación, Echenique ha justificado la decisión de cambiar el convenio colectivo de RTVE en las "disfunciones" detectadas entre "trabajo realizado y retribución recibida". La corporación anunció ayer que ha decidido denunciar el convenio colectivo de RTVE para "adaptarlo a la nueva legislación laboral" y "garantizar la estabilidad presupuestaria y el fomento de la competitividad". Echenique ha asegurado que “tratarán de que no haya despidos, esa no es la prioridad, sino hacer más flexible el horario de los trabajadores. Debe haber una mayor correlación entre el trabajo de los profesionales y el rendimiento”. También ha mencionado los salarios entre las medidas de racionalización, una rebaja de un 25% entre los directivos y presentadores, entre otras cosas. Respecto a la eficiencia, ha puesto un ejemplo: “Este verano en Valladolid no había gente para hacer las desconexiones y sí había en otras provincias”.

“Esto va a acabar en un ERE”, ha aventurado el senador de Entesa, Jordi Guillot, “y con Julio Somoano [director de informativos] terminará TVE al servicio del Gobierno y con una caída de la audiencia”, ha agregado. Echenique ha rechazado estas “especulaciones”.

"¿Cómo va a hacer frente RTVE al ejercicio presupuestario?", ha preguntado Juan Luis Gordo (PSOE). “Porque el anteproyecto de presupuesto y la desviación presupuestaria es del orden de 70 millones de euros, más esos 50 millones menos con que contarán. ¿En los contratos de contenidos se va a renunciar a series emblemáticas como Amar en tiempos revueltos, Águila Roja, Cuéntame?. ¿Qué margen tienen con los derechos deportivos?". Echenique ha contestado: “Trataremos de no renunciar a los contenidos emblemáticos, hemos estrenado Isabel. Hemos apostado por la producción interna y apostamos por Amar en tiempos revueltos, espina dorsal de nuestra parrilla en la tarde”, una serie que, sin embargo, ya agota sus últimos capítulos.

Echenique también ha mencionado cambios en la estructura territorial, donde están previstas coberturas únicas para la radio y la televisión públicas. Sin embargo, ha señalado que hay dos sedes de referencia, Sant Cugat, en Cataluña, y el centro de Canarias, con los que piensa seguir contando. El PP lo ha felicitado por lo que consideran un impulso a la estructura territorial del ente.

El diputado de Izquierda Plural (IU) Ricardo Sixto ha acusado a Echenique de hacer “purgas” entre los trabajadores de la casa, una palabra “con carga ideológica” que Echenique ha rechazado de plano. Sixto ha recordado que se están contratando como tertulianos a familiares de miembros del Gobierno, como la mujer del ministro de Educación, José Ignacio Wert. “Ni hay ni ha habido ninguna purga, Ana Pastor se fue voluntariamente tras ofrecérsele otra cosa; Pepa Blanco ya se había ido, también voluntariamente, y lo mismo con Susana Roza, entre otros".

La Diada, la retransmisión de corridas de toros y el nuevo espacio sobre la Casa Real han ocupado el resto de la comparecencia. Seguirán retransmitiendo las corridas de toros, “con naturalidad, porque no están prohibidas ni están calificadas como contenido protegido” para los niños, ha afirmado Echenique. “No entrañan violencia para las personas”, ha asegurado. “A menos que el toro pille al torero”, le ha contestado Guillot.

Sobre la noticia, en el minuto 20 del telediario, de la manifestación independentista en Cataluña, Echenique ha dicho que fue un error por el que se pidieron disculpas en menos de 24 horas. “Más no podemos hacer, no podemos alejarnos de nuestra naturaleza falible”. Después ha añadido que establecerán “controles para que impere la veracidad en los informativos”, en respuesta a la diputada de CiU, Montserrat Surroca. “La información fue rigurosa y correcta, los periodistas trabajan con total independencia, la información fue impecable. Todos los informativos, menos ese, abrieron con la manifestación y al día siguiente, también”.

Respecto al nuevo espacio dedicado a la Casa Real, a Echenique le ha preguntado la diputada de UPyD, Irene Lozano, si piensan darle un contenido informativo o solo comunicar la agenda de la jefatura del Estado. ¿También seguirán ahí el caso Urdangarín?, ha preguntado. Echenique ha respondido que eso irá en los informativos. “Por tanto, solo comunicarán, no informarán”, ha dado por hecho la diputada.

Los partidos minoritarios han preguntado si piensan entrevistar a más líderes que el del partido en el Gobierno y el del PSOE. A la diputada Lozano la respuesta de “está en nuestra voluntad” no le ha convencido por “inconcreta”. “Estos grupos representamos el 40%”, ha dicho. “Esto es la debacle del bipartidismo”, ha aseverado. Sin embargo, minutos antes, en su comparecencia, el presidente de RTVE reiteraba su compromiso de "recoger todas las voces plurales y democráticas”. Para la oposición, sin embargo, estos primeros meses hablan de “manipulación y parcialidad”.