Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Fundación BBVA premia al economista Nicholas Stern por plantear el impacto económico del cambio climático

El académico aseguró en un informe en 2006 que el calentamiento global generará más gastos que la reducción de las emisiones contaminantes

El economista y académico británico Nicholas Stern, conocido por avalar con un informe que "no luchar contra el cambio climático será muchísimo más costoso que combatirlo", ha ganado el Premio Fundación BBVA Fronteras del Conocimiento en la categoría de Cambio Climático, dotado de 3,2 millones de euros.

Un jurado internacional ha considerado que el informe de Stern presentado en 2006 ha servido para "estructurar el discurso económico del cambio climático", ha permitido "cuantificar los impactos y costes derivados del mismo" y ha proporcionado "herramientas únicas y robustas para la toma de decisiones".

Tras conocer la noticia, Stern ha señalado por videoconferencia que es "un honor" recibir el galardón, el único en el mundo dedicado exclusivamente a todos los aspectos del cambio climático, y que concedérselo a él "pone de manifiesto la importancia del cambio climático", al que se ha referido como "el gran reto del siglo XXI". Sobre el trabajo que coordinó en 2006, en cuyas 700 páginas se concluye que "el cambio climático ocasionará gastos económicos muy superiores a reducir la emisión de gases de efecto invernadero", el ex consejero del Banco Mundial ha manifestado que entonces "subestimó" el impacto del calentamiento global. "De 2006 a 2010 las emisiones han crecido muchísimo y se ha demostrado que la capacidad de los océanos para actuar como sumideros de carbono es menor de lo que se pensaba, por lo que el impacto de no actuar en el PIB mundial se acercará más al 20% que calculamos como máximo que al 5% que dimos entonces como más probable".

En este sentido, el economista ha destacado que la lucha contra el cambio climático "no debe entenderse como una derrota económica, sino como una nueva revolución industrial, una auténtica oportunidad para avanzar hacia una economía baja en carbono que supondrá una nueva forma de producir y consumir". "Tenemos que aprender de los errores y reaccionar", ha reclamado Stern, quien ha abogado por mejorar la "comunicación y la educación" para luchar contra el calentamiento global y exigir a los políticos que tomen decisiones al respecto. Tales decisiones, ha precisado, deben orientarse en torno a dos ejes: impuestos para quienes causan las emisiones e incentivos para quienes inviertan en las áreas que conduzcan a una economía baja en carbono.

La candidatura de Stern fue presentada por la British Academy y la London School of Economics and Political Science, donde es profesor. En las dos ediciones anteriores recibieron el premio Fronteras del Conocimiento en la categoría de Cambio Climático el estadounidense Wallace Broecker, pionero en acuñar el término "calentamiento global", y el alemán Klas Hasselmann, quien demostró que el cambio climático es atribuible a la acción humana.

Teresa Ribera: "Stern va más allá de los diagnósticos"

Teresa Ribera, Secretaria de Estado para el Cambio Climático comenta así el premio obtenido por Nicholas Stern. "Me alegra enormemente que este año haya recaído en Nicholas Stern. Una vez más el premio Fundación BBVA Fronteras del Conocimiento de Cambio Climático demuestra su sensibilidad y capacidad para el acierto. Stern es un hombre comprometido con los problemas de nuestro tiempo que ha sabido mostrar en términos de valor, precios y costes lo que representa el cambio climático para las naciones, las empresas y las personas. Su economía del cambio climático va más allá de los diagnósticos, aporta ideas y herramientas para hacer una transición necesaria mucho menos gravosa y llena de oportunidades si la gestionamos por adelantado. Su compromiso con un desarrollo justo y equitativo y su capacidad para presentar instrumentos para superar barreras lo convierten en un referente esencial en este ámbito y, en general, en el tipo de problemas globales que cada vez con mayor intensidad viviremos en el siglo XXI".

Más información