Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Francia estudia permitir la siesta en el trabajo

El ministro de Sanidad francés asegura que promoverá la práctica si las conclusiones de un estudio son positivas

El ministro de Sanidad francés, Xavier Bertrand, anunció el lunes un plan para combatir los problemas de sueño en el país, que según un encuesta de marzo de 2006 afectan a unos 10 millones de personas. “Es hora de hacer del sueño un asunto fundamental de la salud", dijo el ministro. A pesar del "importante impacto que el sueño tiene en nuestra vida diaria", Bertrand considera que la mayor parte de la ciudadanía, así como muchos profesionales del mundo de la salud, no saben cuáles son las prácticas beneficiosas ni tampoco los malos hábitos.

El pasado 14 de diciembre, un grupo de expertos creado para abordar el asunto remitió un informe al Gobierno. Ese documento constituye, en opinion del ministro francés, "un estudio único a día de hoy en Francia sobre el tema", del que espera hacer "una verdadera prioridad de la sanidad pública".

Bertrand está seguro de que "lo que hay ahora no es suficiente", por lo que cree necesario invertir en medios y estructuras para controlar el sueño. Unos seis millones de euros serán destinados en los dos próximos años a formación e investigación sobre el asunto. El ministro ha insistido en que, aunque los problemas vinculados al sueño afectan a cada persona en función de sus necesidades, "hay que reconocer que no es normal dormir mal".

"¿Por qué no echarse una siesta en el trabajo?", se ha preguntado Bertrand, refiriéndose a algunos estudios científicos que afirman que, en ciertas condiciones, una siesta corta favorece la concentracion y la seguridad en el trabajo. "La cuestión no debe suponer un tabú. Por eso deseo poner en marcha una experimentación sobre el asunto con empresas voluntarias". Según el ministro, algunas compañías ya han puesto en práctica una siesta de 15 minutos durante la jornada laboral. Si los resultados son positivos, "no dudaré en promover la práctica", ha asegurado.