El Rey visitará en marzo Marruecos invitado por Mohamed VI

Será su primer viaje al extranjero tras la última intervención de cadera

El rey Juan Carlos ha aceptado una invitación de Mohamed VI para realizar una visita oficial a Marruecos el próximo mes de marzo, según han confirmado fuentes gubernamentales de los dos países. Será el primer viaje del Rey al extranjero desde la última operación de cadera, a la que se sometió en noviembre pasado. La aceptación de la invitación supone un gesto de la importancia que don Juan Carlos atribuye a las relaciones con el vecino del sur y de su amistad personal con el monarca alauí. La última vez que el Rey estuvo en Marruecos fue en mayo de 2011, cuando acudió en visita privada a Marraquech una semana después del atentado terrorista que dejó 16 muertos. Está previsto que la nueva visita de don Juan Carlos coincida con la celebración de un foro empresarial.

La lenta y dolorosa recuperación de don Juan Carlos ha reducido al mínimo sus actividades y viajes. Además de la visita a Marruecos, la única salida al extranjero prevista en los próximos meses es un viaje a Florida (EE UU) a principios de mayo con motivo del 500º aniversario de la llegada del descubridor español Ponce de León. En esas fechas hará escala en Miami el Juan Sebastian Elcano, buque escuela de la Armada española.

El Rey presidió este miércoles en el Palacio Real la tradicional recepción al cuerpo diplomático. Para evitarle sobreesfuerzos, la lista de invitados se redujo a 240 —solo un representante por legación diplomática—, la mitad que en años anteriores, mientras que el besamanos se limitó a una veintena de altos cargos. Don Juan Carlos entró al Salón del Trono apoyado en dos muletas y escuchó sentado el discurso que, en nombre del cuerpo diplomático, pronunció el Nuncio del Vaticano. En su respuesta, que leyó con cierta dificultad y algún lapsus, el Rey agradeció el apoyo a la candidatura de España para ocupar un asiento no permanente en el Consejo de Seguridad de la ONU en el bienio 2015-2016 y defendió la intervención internacional en Malí.

En el terreno económico, reconoció que 2012 fue para España “un año de reformas profundas, a veces difíciles y dolorosas”, pero aseguró que “los inversores internacionales están apreciando y respaldando” los cambios en la economía española.

Archivado En:

Te puede interesar

Juegos

Sudoku difícil

Mejora día a día tu nivel con nuestros cinco niveles de dificultad

Lo más visto en...

Top 50