Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La justicia francesa abre una investigación por el asesinato de la periodista Daphne Caruana

La fiscalía indaga si un magnate maltés con negocios en Francia sobornó a funcionarios de la isla

Manifestantes piden justicia por el asesinato de Daphne Caruana, en octubre.
Manifestantes piden justicia por el asesinato de Daphne Caruana, en octubre. dpa

La justicia francesa investiga si las ganancias de un empresario en Francia fueron utilizadas para sobornar a funcionarios públicos de Malta en relación con el asesinato de la periodista de investigación maltesa Daphne Caruana Galizia, perpetrado en la isla en octubre de 2017.

La familia de Galizia y la organización Reporteros sin Fronteras (RSF) presentaron una denuncia por “complicidad en el asesinato” y “corrupción” contra el empresario Yorgen Fenech, que posee hoteles y caballos de carreras en Francia; el exjefe de gabinete del anterior primer ministro maltés, Keith Schembri, y el antiguo ministro de Turismo, Konrad Mizzi.

Sus familiares sospechan que los ingresos generados por esos bienes podrían haber servido para corromper a los dos políticos con el fin de obtener un contrato público, tema que la periodista estaba indagando precisamente cuando fue asesinada.

Los demandantes alegan también que las inversiones francesas del empresario pudieron servir para pagar “a los autores del atentado con coche bomba que costó la vida a la periodista, el 16 de octubre de 2017”.

Las investigaciones “se desarrollarán en un espíritu de estrecha cooperación y de complementariedad con las pesquisas de las autoridades judiciales maltesas, que se ciñen al hecho del asesinato”, subrayó la fiscalía encargada de delitos financieros en un comunicado.

El caso Caruana salpicó de lleno al Gobierno maltés y condujo a la dimisión del primer ministro, el laborista Joseph Muscat, acusado de haber interferido y protegido a sus colaboradores en el curso de la investigación.

A resultas de una investigación desarrollada en colaboración con Interpol y el FBI estadounidense, están siendo juzgados tres hombres, considerados como los ejecutores del crimen. Yorgen Fenech ha sido encausado por complicidad.

En el marco de la investigación periodística que sacó a la luz los papeles de Panamá —que salpicaron directamente a la esposa de Muscat—, Caruana Galizia había revelado que una sociedad de Dubái, llamada 17 Black, había entregado dos millones de euros a Schembri y Mizzi. El consorcio de periodistas Daphne Project, que ha retomado las investigaciones de Caruana, comprobó que 17 Black pertenecía al magnate Fenech.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información