LA CRISIS DEL CORONAVIRUS

Cuatro datos fuera de contexto de Díaz Ayuso en su cita con Sánchez

La presidenta de Madrid dice que la covid aumenta la inseguridad ciudadana y que Barajas es un núcleo de contagios

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, en su encuentro en la sede del Ejecutivo regional, en la Puerta del Sol, este lunes. En vídeo, Ayuso explica los problemas por los que está pasando la Comunidad de Madrid.(FOTO: EFE | VÍDEO: EPV)

La voluntad de diálogo que han mostrado Pedro Sánchez, el presidente del Gobierno, e Isabel Díaz Ayuso, su homóloga en la Comunidad de Madrid, durante la reunión mantenida este lunes para coordinarse en la lucha contra la pandemia ha tenido como telón de fondo el análisis de por qué la crisis vuelve a desbocarse. En sus argumentos, la líder del PP ha deslizado algunos datos inexactos. Son los siguientes.

No hay médicos ni enfermeras en España. “En España hay un problema de falta evidente de médicos y enfermeros”, ha dicho Díaz Ayuso. “Necesitamos médicos. Y no hay médicos en España. No los hay por diferentes motivos: el más importante, porque no hay oferta educativa. Tenemos que realizar un plan a seis o diez años para que podamos cubrir las jubilaciones masivas que se van a producir”, ha recordado.

Entre el 15 de febrero y el 28 de abril, la Comunidad de Madrid contrató a 1.291 eventuales con titulación sanitaria a los que luego no renovó, y que ahora podría haber empleado: 792 eran técnicos en cuidados auxiliares de enfermería, 426 se habían licenciado en enfermería, y 73 en medicina, según una respuesta parlamentaria.

Este lunes, asegura la Consejería de Sanidad madrileña, “se han realizado 9.347 contratos de refuerzo de momento hasta el 31 de diciembre, y este verano se han realizado otras 5.398, principalmente de enfermería, técnicos de enfermería y celadores, de los cuales ya está activada la renovación de todas las enfermeras (más de 1.000) también hasta el 31 de diciembre. Es decir, hasta el 31 de diciembre hay ya 10.400 contratos de refuerzo”.

Pero no desglosa por categorías, por lo que no se sabe cuántos de esos contratos de refuerzo han ido destinados a atención primaria y salud pública, dos áreas con plantillas escasas, problema que Madrid tiene detectado desde hace años, sin hacer nada para paliarlo.

El “mantra” de la atención primaria y los rastreadores. “Se han extendido un par de mantras sobre Madrid: la atención primaria y los rastreadores”, se ha quejado Díaz Ayuso. “Una y otra vez estamos con lo mismo, pero lo más importante es el diagnóstico y nuestra capacidad ahora es la mejor del país”, ha seguido. “El problema de la atención primaria es de toda España (…)”, ha añadido. “No estamos parados en ningún momento, pero para que el rastreo fuera eficiente, harían millones de rastreos constantes”.

Desde finales de agosto, Madrid se ha acostumbrado a notificar miles de nuevos casos diarios, llegando en algunas ocasiones a superar los 4.000. Eso dificulta la labor de los rastreadores, especialistas encargados de localizar a los contactos estrechos de los nuevos positivos para detener la cadena de contagios: cuando la transmisión es comunitaria, es imposible hacer ese trabajo de detalle.

Sin embargo, entre inicios de junio y finales de julio, Madrid solo registró unos cientos de casos al día. Entonces, justo cuando más eficaces podían ser para detener la expansión de la enfermedad, la Comunidad apenas tenía rastreadores: 142 reconoció el pasado 24 de julio el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, para casi siete millones de habitantes.

Ahora dice que el número llegará a más de 1.000 a mediados de octubre, una cifra que sigue siendo insuficiente según el consenso científico. Y la atención primaria está, efectivamente, desbordada: las agendas de los médicos recogen entre 70 y 80 consultas por turno, según los sindicatos, y estos trabajaron todo agosto doblando turnos por las vacaciones y bajas por enfermedad de sus compañeros.

Barajas y los contagios. Díaz Ayuso ha propuesto que se instale un hospital de campaña en el aeropuerto Adolfo Suárez-Madrid Barajas para controlar la llegada de viajeros infectados, pues considera que es uno de los grandes problemas de la región. Esa petición, lanzada ya en junio, ha sido recogida sin entusiasmo por Sánchez.

“De los contagios que ha habido después del estado de alarma, solo un 0,2% provienen de Barajas”, ha detallado el jefe del Ejecutivo. “Un 0,2%”, ha recalcado. “Bienvenidas sean las propuestas, no tengo ningún problema en reforzar, pero hay que centrarse en donde realmente, a juicio de los técnicos, está el problema”.

Según los informes epidemiológicos de la Comunidad, desde mayo no se han detectado en la región ni 200 casos importados, a los que se podrían añadir unos 300 asintomáticos llegados por el aeropuerto, según un cálculo hecho a mediados de agosto por el consejero Ruiz Escudero.

La covid incrementa la inseguridad ciudadana. “La covid trae necesidades aparejadas, como puede ser los problemas de delincuencia, de ocupación, todos los problemas de menores no acompañados…”, ha descrito la presidenta de Madrid. “Nosotros, como tenemos déficit de Guardia Civil y Policía Nacional, estimado en 2.500 agentes… se pueden reforzar”.

De los más de tres millones de viviendas que hay en la Comunidad de Madrid, hay ocupadas poco más de 4.000, y la mitad son propiedad de la agencia de vivienda social del Ejecutivo (es decir, 2.000 son públicas y 2.000 privadas), según cifras de la Consejería de Vivienda. Esas estadísticas no han variado significativamente desde que estalló la pandemia.

Los menores no acompañados que viven o pasan por la región también estaban en la agenda política de la Comunidad antes de que estallara la crisis sanitaria.

[Puede consultar aquí si vive en una zona afectada, la lista de todas las medidas y las respuestas a las principales preguntas. Aquí puede descargar un modelo de justificante para desplazamientos por motivos laborales]

Más información

Lo más visto en...

Top 50