Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Seis ciudades de la mano de seis personajes

Un exfutbolista enamorado de Bilbao; una cantante de trap que ha encontrado en Barcelona la ciudad de las oportunidades; una chef cuya cocina no sería la misma sin el mercado de abastos de Santiago. Cafeterías, parques, plazas y monumentos históricos. Rincones turísticos que se vuelven cotidianos. Seis entusiastas del lugar donde viven recorren con nosotros los rincones de su mapa urbano sentimental.

Bilbao, el traje a medida de Aitor Ocio

Tanto se asocia su imagen con Bilbao que hay quienes se olvidan de que Aitor Ocio, en realidad, nació hace 42 años en Vitoria.

Santiago de Compostela, el ingrediente esencial en la cocina de Lucía Freitas

Para Lucía Freitas, la verdadera catedral de Santiago de Compostela no está en la plaza del Obradoiro. El templo particular de la chef con estrella Michelin es el Mercado de Abastos de la capital gallega. 

Barcelona, el talismán de Blondie

Ivana Garrido, de 25 años, no anda por las calles de Barcelona, las fulmina. Su paso acelerado pulveriza las distancias entre la Rambla y el Macba; el Poble Sec y lo alto de los jardines del Grec.

Zaragoza y Teresa Perales, un "pez" en la ciudad del agua

Perales vive en la tierra, pero si pudiera lo haría bajo el agua. Al menos eso parece viendo cómo se queda ensimismada frente a los arapaimas y tortugas del acuario de Zaragoza, su ciudad natal.

María Dueñas: “El mar es una de las razones por las que me acabé quedando en Cartagena”

La Cartagena de ahora tiene poco que ver con la localidad “oscura” y “convulsa”, azotada por la crisis industrial, en la que aterrizó en los noventa María Dueñas. El puerto ha dejado de ser un lugar “inhóspito” y muchos edificios del centro han sido rehabilitados.

Sevilla, el mapa sonoro de Kiko Veneno

Algunas, a Kiko Veneno (Figueres, 67 años)aún le visitan en sueños sus primeros recuerdos de Sevilla, llenos de adoquines brillantes y desgastados y de taxis de color rojo y amarillo. “Un sitio mágico”, al que se mudó cuando tenía nueve años.

 

.