Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Asiento de senador romano

asiento

EN EL MUNDO de la construcción, una bovedilla es una pieza que se encaja entre las vigas del techo. Un objeto funcional de aspecto vulgar que los tres arquitectos de Enorme Estudio han convertido en el componente principal de la silla Kurul. Este elemento de cerámica —según el acabado puede parecer hormigón— se sustenta sobre cuatro patas metálicas, dispuesto al contrario de como se hace en los forjados: con la parte abovedada hacia arriba. Los colores y gráficos que visten la estructura, pensada de forma individual, pero con vocación modular, son un homenaje a la arquitectura de los sesenta y setenta. El nombre del modelo (Kurul) es un guiño al término latino curulis, que denominaba al asiento que usaban los magistrados romanos y que estaba desprovisto de reposabrazos y respaldo. Pensado como algo más que un objeto funcional, la silla ha sido expuesta en el último Salón del Mueble de Milán y en PuxaGallery.

Más información