Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El país más pobre, entre el hambre y la malaria

Médicos Sin Fronteras trabaja en Níger desde 1985. Junto a las estrategias de lucha contra la malaria tradicionales, como las mosquiteras, ahora se une la quimioprevención

El país más pobre del mundo tiene la tasa de natalidad más alta: 7,6 hijos por mujer.

En Níger, el país más pobre del mundo, la mitad de la población es menor de 15 años y cada mujer tiene un promedio de 7,6 hijos. Compuesto en dos tercios de su extensión por zonas desérticas, la población se enfrenta a la escasez y la hambruna cada año, entre junio y octubre. Durante la estación lluviosa, los niños sufren tanto por la malaria como por la desnutrición.

De las casi 1 millón de consultas en el país realizadas por Médicos Sin Fronteras el último año, la mitad fueron por causa de la malaria. La ONG trabaja en Níger desde 1985. Junto a las estrategias de tradicionales de lucha contra la enfermedad, como las mosquiteras, ahora se une el tratamiento de quimioprevención.