Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fomento libera el ‘supercontrato’ de trenes por valor de más de 3.000 millones

El Consejo de Ministros aprobará hoy el Contrato-Programa de Renfe que asegura la financiación de Cercanías con 1.000 millones al año

Usuario de la red de Cercanías en Madrid.
Usuario de la red de Cercanías en Madrid.

El Consejo de Ministros dará hoy luz verde al Contrato Programa 2018-2027 del Estado con Renfe que asegurará la financiación de los servicios públicos subvencionados de Cercanías y Regionales para los próximos diez años gracias a una compensación de 9.693 millones de euros para todo el periodo, a razón de casi 1.000 millones al año, informaron a El País en fuentes de la Administración.

Además, el documento permitirá a Renfe abordar la licitación del macrocontrato de trenes para la renovación del parque de Cercanías, Media Distancia (Regionales) y trenes de vía estrecha (FEVE) por valor de más de 3.000 millones de euros, con el objeto de renovar y ampliar el material rodante de la compañía ferroviaria para atender a la creciente demanda, y a las urgencias de núcleos como Madrid y Barcelona. Se trata de la mayor contratación de trenes de la historia de la compañía pública de transporte de viajeros.

El Ministerio de Fomento desbloquea así el principal contrato público pendiente que se había paralizado con el cambio de Gobierno. De hecho, el Contrato Programa debía haberse rubricado en mayo pasado pero sufrió un retraso y, posteriormente, volvió a ser paralizado tras el cambio de gestores por la moción de censura que aupó al poder al Ejecutivo de Pedro Sánchez. En agosto pasado se anunció su próxima autorización, pero los trámites administrativos y la negociación de los presupuestos generales del Estado (PGE)  volvieron a demorar su firma efectiva.

El Gobierno socialista ha decidido finalmente desvincular la firma del contrato programa de Renfe de la negociación de los PGE dada la urgencia de las necesidades que cubre el mismo, y que ha motivado que haya habido que llegar a acuerdos provisionales para la financiación de líneas consideradas de servicio público.

Y es que la firma de este documento permite a Renfe poner en marcha los nuevos servicios ferroviarios públicos de Cercanías y Regionales, como el AVE Madrid-Cuenca para el caso de los denominados viajeros recurrentes, los que realizan diez veces un mismo trayecto en quince días, que podrán contar con bono multiviaje a menor precio, lo mismo que la conexión convencional Madrid-Salamanca. Además, otros enlaces aumentarán el número de frecuencias, como son el Castellón-Vinarós, el Alicante-Villena, la relación Vigo-Tuy y el denominado metro-tren de Córdoba.

Supercontrato de trenes

El documento será también un alivio para los fabricantes de trenes (Alstom, CAF, Siemens, Tango y Bombardier) que estaban esperando la licitación del supercontrato anunciado ya por el anterior Ejecutivo del PP y que debía haberse licitado hace casi un año. El diseño del contrato con los anteriores gestores era de 439 unidades hasta 2027, con una inversión de 3.130 millones, y otros 119 trenes opcionales por 1.230 millones más.

La licitación se dividirá en varias fases según la naturaleza del material rodante, pero el conjunto del macroplan se espera que esté licitada en el primer trimestre de 2019. En enero, se licitarán los trenes de ancho métrico para las líneas de Asturias, Cantabria, Galicia y Murcia y algunas otras (Cercedilla-Cotos). El grueso del concurso llegará en febrero con la compra de trenes de alta capacidad de Cercanías para Madrid y Barcelona fundamentalmente. El problema en estos núcleos es que están saturados en frecuencias de líneas por lo que se busca un tipo de vagón que de mayor capacidad de viajeros para la misma longitud. En marzo, se licitarán el resto de trenes de Cercanías y Media Distancia, completando así el calendario, según las mismas fuentes.

La necesidad de firmar el Contrato-Programa para poder sacar estos concursos es que el documento funciona como aval para que Renfe solicite financiación a organismos como el Banco Europeo de Inversiones (BEI) y sirve de garantía a los fabricantes que resulten adjudicatarios.

El Contrato-Programa asegura a Renfe que explotará en régimen de monopolio los trenes de Cercanías y Media Distancia (regionales), que son los que mayor número de viajeros registran, durante diez años más, aunque la liberalización pueda abrir las líneas AVE a competidores privados en 2020.

El contrato prevé otros cinco años opcionales e incluye el efecto económico de las inversiones en nuevos trenes que deberá realizar la compañía. En el ecuador de ese período, para el verano de 2023, está previsto que se presente un informe que valore la eficiencia en la gestión del servicio, del que dependerá finalmente si se prorroga el contrato un lustro más. Entre los objetivos "mínimos" a cumplir figuran la puntualidad, la calidad, la fiabilidad, el confort, la limpieza y la seguridad.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información