Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los recortes a funcionarios en toda Europa

Irlanda y Grecia lideran el tijeretazo a los empleados públicos que recorre Europa como una de las medidas para reducir el déficit

Por comunidades, por sexos, por administraciones, comparativa con 25 países europeos...
Por comunidades, por sexos, por administraciones, comparativa con 25 países europeos...

Los países del euro, a los que se ha sumando Reino Unido, se han lanzado a tomar medidas contra su abultado déficit y todos coinciden en apuntar a la partida dedicada a los funcionarios. Las medidas van desde la congelación de los sueldos al recorte puro y duro, pasando por la no renovación de las plantillas. Irlanda y Grecia son los gobiernos que han aplicado el mayor tijeretazo a los sueldos de los funcionarios, seguidos de España e Italia. Los planes de Alemania siguen siendo una incógnita.

España

El plan de ajuste del Gobierno socialista respecto a los funcionarios es uno de los más drásticos de Europa y, aunque supera con creces la media europea, está muy lejos de los recortes llevados a cabo en Irlanda y Grecia. Se trata, además, de la primera bajada de salarios de la democracia en la función pública, ya que hasta hoy su peor pesadilla era la congelación que les aplicó Mariano Rajoy como ministro de Administraciones Públicas en 1997.

Todo personal del sector público -funcionarios, policías, bomberos, personal sanitario y todo el personal dependiente de las Administraciones Públicas, ya sean del Estado, las comunidades o los ayuntamientos- verá reducido su sueldo un 5% de media en 2010. Además, las nóminas se congelarán en 2011 sobre el nivel de retribución que quede tras la rebaja de este año. Eso sí, la bajada no será igual para todos sino proporcional a los ingresos, por lo que se calcula que dejarán de percibir entre 30 y algo más de 200 euros al mes . Quedan exentos los que perciban menos de 1.200 euros al mes y el tope máximo de bajada se sitúa en un 15%, que se aplicará a los propios miembros del Gobierno de secretario de Estado para arriba. El Ejecutivo espera ahorrar unos 4.000 millones de euros entre 2010 y 2011.

La medida echa por tierra el acuerdo plurianual que la vicepresidenta primera, María Teresa Fernández de la Vega, firmó con los sindicatos de la función pública hace más de seis meses y que fijaba una subida del 0,3% para 2010. El colectivo irá a la huelga el 8 de junio en una protesta que puede convertirse en preludio de otra general.

Francia

El Gobierno conservador de Nicolas Sarkozy congelará el gasto público los tres próximos años y los costes operativos estatales se reducirán un 10%. Entre otras medidas, lo hará suprimiendo este mismo año uno de cada dos puestos en la función pública sin recurrir al despido: no se cubrirán la mitad de las plazas ocupadas por funcionarios que se jubilen en 2010. Este año, se prevé que se retiren 68.000 empleados de la Administración y la mitad de sus mesas, despachos y ventanillas se quedarán vacías.

Italia

El Gobierno de derecha de Silvio Berlusconi ha anunciado tres años de congelación de los salarios de los funcionarios dentro de un programa global de ahorro para 2011-2012 por valor de 24.000 millones de euros. El Ejecutivo reducirá las retribuciones de los ministros, parlamentarios y altos cargos entre un 5% y un 10% y se prevé un recorte del gasto del 10% en los ministerios, donde también se eliminarán los contratos de asesoría. Con 3,5 millones de funcionarios, Italia es el quinto país europeo, tras Irlanda, Grecia, Portugal y España, donde más ha aumentado el gasto del sector público desde 1999: creció un 42,5% frente al 35,7% de la media europea, el 53,1% de España, el 110,8% de Irlanda y el 17,1% de Alemania.

Reino Unido

La coalición de conservadores y liberal-demócratas que gobierna el Reino Unido prevé un recorte presupuestario de 6.250 millones de libras (casi 7.300 millones de euros) para el ejercicio fiscal 2010-11. Los primeros en ver reducido su sueldo son los propios ministros, que cobrarán un 5% menos . Además, se ha anunciado que se congela la contratación de nuevos funcionarios, pero se desconoce cuántos perderán su empleo.

Grecia

El objetivo del Gobierno heleno es reducir en un 16% los salarios públicos mediante la eliminación de dos pagas extraordinarias a los que cobren más de 3.000 euros y, al resto, una reducción progresiva de complementos y de conceptos extraordinarios -que representan un 30% de sus ingresos-. Al mismo tiempo, la retribución de todos los empleados públicos no se actualizará durante los próximos tres años. También se paralizarán las contrataciones de funcionarios.

A todo esto, se desconoce la cifra real de funcionarios en un país que ha mentido reiteradamente en las estadísticas. Las cifras oficiales hablan de que el 10% de la población activa está a nómina del Estado, pero la realidad parece acercarse al 20%.

Portugal

El Ejecutivo socialista de José Sócrates ha congelado los salarios de los funcionarios , ha frenado las contrataciones en el sector público y ha rebajado en un 5% de los sueldos de los políticos.

Irlanda

La coalición entre los nacionalistas del Fianna Fáil y los Verdes ha bajado un 15% de media el sueldo de los funcionarios para los próximos dos años, el mayor tijeretazo tras Grecia. Eso sí, el Gobierno también se ha recortado su propio salario mucho más, un 25%.

Alemania

El Gobierno de coalición liberal-conservador está estudiando un plan de austeridad, aunque de momento no ha trascendido. Según Financial Times, su objetivo es ahorrar 10.000 millones al año de aquí a 2016 , aunque se desconoce cómo.