CiU hereda 500 millones de ahorro, según Geli

La exconsejera de Salud y diputada del PSC Marina Geli acusó ayer a su sucesor en el cargo, Boi Ruiz, de ocultar que el tripartito "ya le hizo una buena parte de los deberes" el año pasado al lograr un ahorro de 500 millones de euros con impacto en el presupuesto de Salud para este año. De esta manera, según el PSC, el departamento que hoy gobierna CiU solo debería recortar 500 millones para alcanzar la reducción anunciada del 10% en el presupuesto de Salud. Geli sostiene que con las medidas anunciadas este miércoles, que suman un ahorro de cerca de 600 millones, ya se alcanzaría este objetivo de reducción del 10%, unos 1.000 millones, por lo que "es totalmente innecesario" un nuevo tijeretazo como el que se ha aplazado para después de las elecciones. "Si aplican estos nuevos recortes, teniendo en cuenta que ya disponen de los 500 millones de ahorro que heredan del año pasado, la reducción presupuestaria estará por encima del 10%".

Más información
Los recortes obligarán a demorar 16.000 intervenciones quirúrgicas

Las medidas que se posponen son las de mayor calado, ya que suponen la reorganización o cierre de servicios hospitalarios y la supresión de puestos de trabajo, entre otras consecuencias. Ante las protestas de sindicatos, patronales y colegios médicos, el Departamento de Salud ha accedido a consensuar y pactar esta segunda fase de recortes.

Según Geli, el ahorro de 500 millones que CiU "hereda" del tripartito corresponde en buena medida (unos 260 millones) a la partida farmacéutica, que pudo disminuir gracias a los decretos que aprobó el Gobierno central para la rebaja del precio en determinados medicamentos, a la implantacion de la receta electrónica y a una mayor prescripción de genéricos. El resto del ahorro pertenece al capítulo de personal y se logró gracias a la reducción salarial del 5% de los funcionarios del sector sanitario y a la rebaja tarifaria del 3,5% que se aplicó en los centros concertados. "Fueron medidas duras que asumimos para mantener la calidad del sistema gracias a unos profesionales que entendieron la necesidad de los sacrificios", recordó ayer el exdirector del Servicio Catalán de la Salud y diputado del PSC Josep Maria Sabater.

Un portavoz del Departamento de Salud admitió que las medidas de ahorro adoptadas por el tripartito repercutirán en el presupuesto de este año, pero limitó su impacto a unos 110 millones de euros.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS