Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El presidente de Ecuador compara a las FARC con ETA

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, no ocultó ayer que el objetivo de su tercera visita a España era contrarrestar la "campaña de desprestigio, calumniosa e indignante", que a su juicio ha lanzado Colombia para justificar el ataque del 1 de marzo contra un campamento de las FARC en territorio de Ecuador. En una rueda de prensa con el presidente español, José Luis Rodríguez Zapatero, Correa llegó a comparar el ataque con un hipotético bombardeo de Francia por parte de España en represalia por el hecho de que los etarras se refugien en el país vecino. El mandatario ecuatoriano se mostró dispuesto a colaborar con Bogotá, pero sólo para buscar soluciones pacíficas, "jamás para más muerte y más guerra". Es decir, no para reprimir a la narcoguerrilla colombiana.

Zapatero intentó apaciguar un conflicto que enfrenta a dos aliados asegurando no disponer de informes que avalen la supuesta complicidad de Ecuador con la guerrilla y respondiendo que la culpa no es de Ecuador o Colombia, "sino de las FARC".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 13 de mayo de 2008