Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Recuperado otro de los incunables robados

La policía localiza en Londres una página de las 'Etymologiae', de san Isidoro

Fue cuestión de horas. Por la mañana, la directora de la Biblioteca Nacional, Milagros del Corral, anunció "avances" en la investigación sobre los cinco documentos robados en la institución y que aún no habían aparecido. Corresponden a las 16 páginas cortadas de libros valiosos con un cúter y sacadas de la Biblioteca por el ciudadano uruguayo César Gómez Rivero durante los tres años (de 2004 a 2007) en los que entró en la sala Cervantes del edificio de Recoletos (Madrid) con carné de investigador. Luego, a última hora de la tarde, se anunciaba que uno de esos documentos había sido localizado en Londres, según informaron a Europa Press fuentes relacionadas con la investigación policial.

Ya se han recuperado 11 de los 16 documentos sustraídos

El documento recuperado es la hoja XIV del Incunable 793 de san Isidoro de Sevilla, correspondiente a las Etymologiae, primera edición impresa en 1472 por Guntherus Zainer. Etymologiae es el título de la enciclopedia que escribió san Isidoro, poco antes de su muerte en 636, por encargo de Braulio, obispo de Zaragoza. En ella, el autor explica la etimología de cada palabra relacionada con el tema.

Se espera que el incunable (como se denomina a los libros impresos antes de 1500) encontrado esté en posesión de Scotland Yard en los próximos días, ya que los agentes británicos conocen la identidad del anticuario en cuyas manos cayó la hoja robada y éste se habría prestado a colaborar. La recuperación de este valioso incunable es el resultado de la investigación realizada por la Guardia Civil, en colaboración con Interpol.

Pendientes de localizar se encuentran aún la primera hoja ilustrada con un mapamundi plegado de la Cosmographia, sive de situ orbis; la hoja 32 de una de las obras recuperadas en Buenos Aires y dos piezas del Arte de ballestería y montería de Alonso Martínez Espinar, que la directora de la Biblioteca, Milagros del Corral, cree que fueron cortadas al hundir demasiado el cúter y por error por César Gómez Rivero, ya que se trata de hojas de texto de escaso valor.

Gracias a la operación policial, que comenzó el 24 de agosto de 2007, se han podido recuperar 11 de las 16 páginas de libros antiguos, sustraídas de la Biblioteca Nacional. Entre ellas, los célebres dos mapamundis pertenecientes a sendos ejemplares de la Cosmografía de Ptolomeo, de 1482.

"Sólo les puedo decir que va por muy buena vía y que estamos esperando que nos den alguna buena noticia", aseguró Milagros del Corral por la mañana, durante la presentación de la Biblioteca Digital Hispánica. La directora de la Biblioteca Nacional confirmó que el mapa localizado en Sidney permanece bajo la custodia de las autoridades australianas y que sólo se estaba a la espera de fijar una fecha (se espera que en algún momento entre la segunda quincena de enero y la primera de febrero) para realizar la entrega, que se intentará que coincida con la firma de un convenio de cooperación con la Biblioteca Nacional de Canberra (Australia). Esta institución ha custodiado el documento desde que éste fue entregado por un anticuario de Sidney. Los robos cometidos en la Biblioteca han obligado a realizar un exhaustivo recuento de los documentos de la institución.

Hasta ayer no se habían producido "sorpresas" dignas de mención, según Milagros del Corral. Fue el lunes pasado cuando se cerraron las salas al público y comenzó el primer recuento que se realiza en la Biblioteca en 20 años. Los trabajos se prolongarán hasta mañana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 17 de enero de 2008