Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los científicos temen que el cambio climático extienda las infecciones

Los efectos del cambio climático preocupan a los científicos que se dedican a las enfermedades infecciosas porque pueden cambiar los patrones de distribución de las mismas, según se ha puesto de manifiesto en el 107 Congreso de la Sociedad Americana de Microbiología, celebrado en Toronto (Canadá). Los expertos temen que las alteraciones climáticas modifiquen el impacto de la gripe hasta el punto de que ataque a la población todo el año en extensas regiones del planeta donde ahora es estacional. Los efectos del calentamiento pueden ser muy variados. Por ejemplo, los cambios en la agricultura pueden alterar significativamente los patrones de transmisión y distribución de las infecciones.

La malaria está, por ahora, confinada a las regiones templadas, hasta el punto de que en las zonas montañosas de las áreas donde esta enfermedad es endémica no se transmite a partir de determinada altura debido al frío. "Uno de los primeros indicadores del aumento de la temperatura global podría ser que la malaria empiece a escalar montañas", ha comentado en Toronto Stephen Morse, especialista de la Universidad de Columbia (EE UU).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 20 de mayo de 2007