Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

11 detenidos y 14 imputados por fraude fiscal y blanqueo de capitales en Mallorca

La policía y Hacienda registran una notaría, un despacho de abogados y una oficina bancaria

La Fiscalía Anticorrupción, la Agencia Tributaria y la policía desarrollaron ayer en Palma de Mallorca una espectacular actuación en un bufete de abogados, un banco y una notaría supuestamente implicados en varios delitos de blanqueo de capitales y fraude fiscal. Los investigadores pretenden desentrañar la identidad de los titulares de 88 sociedades, clientes del bufete registrado, cuyos abogados figuran en otra sociedad a crear empresas offshore en Panamá. Esas empresas tienen a su nombre bienes por valor de 141 millones de euros. Otras 14 personas han sido imputadas en este caso.

El despacho de abogados registrado es el Bufete Feliú, situado en el número 2 del paseo de Mallorca, y muy conocido en las islas. Éste operaba habitualmente con la notaría de Álvaro Delgado Truyols y Alberto Ramón Herrán, donde protocolizaba habitualmente las operaciones que ejecutaban con sus clientes. Delgado es hermano del alcalde de Calvià, Carlos Delgado, del Partido Popular. Ambos despachos solían trabajar con la oficina del Banco Sabadell de la calle de Jaume III, que también ha sido registrada.

Además, también han recibido la visita de los agentes una oficina de alquiler del despacho Feliú, sito en la calle de Velázquez de Madrid, donde se conservaban varios archivadores con documentos, "y otro despacho que actuaba como nido o buzón de sociedades que aparecen relacionadas con las tramas de fraude", según informó ayer la Agencia Tributaria. En total han sido registrados nueve inmuebles en Mallorca y dos en Madrid.

La investigación -sobre la que el Juzgado de Instrucción número 7 de Palma de Mallorca ha decretado el secreto del sumario- comenzó hace dos años, tras la detección de "estructuras fiduciarias creadas por el despacho de abogados investigado con la connivencia de despachos corresponsales que operan en el paraíso fiscal de Panamá". El objetivo de esa red sería "la ocultación de los titulares reales de actividades y patrimonios, presuntamente con la finalidad de defraudación fiscal y blanqueo de capitales", así como, presumiblemente, falsedad documental.

Clientes desconocidos

Hasta 11 personas quedaron detenidas, y 14 imputadas, tras los registros e intervenciones documentales que se realizaron en el aparente núcleo de la trama, el conocido despacho Feliú, especializado en "el asesoramiento de inversiones extranjeras y posteriormente nacionales", según su ficha profesional. Esta firma está relacionada con 816 sociedades, con unos activos declarados de 307 millones de euros.

De esas 816 sociedades, 252 son no residentes y otras 161 están domiciliadas en paraísos fiscales. La Fiscalía Anticorrupción divulgó ayer una nota en la que afirma: "No ha sido posible averiguar, hasta el momento, la identidad de los clientes del despacho titulares del capital de 88 sociedades residentes en España, a nombre de los cuales figuran bienes por importe de 141 millones de euros".

Pere Horrach, uno de los fiscales anticorrupción de Baleares, intervino en los registros e incautaciones de documentación en el despacho Feliú, uno de cuyos socios, Miguel Feliú Bordoy fue citado como uno de los detenidos, junto al empresario turístico y propietario inmobiliario P. Duchemin. Éste ha sido investigado en una causa derivada del caso Andratx, en relación con una supuesta doble venta de solares en Cala Llamp, que ha generado diferentes causas penales y demandas civiles. Un ciudadano francés, de origen vietnamita, Yan Theau, está en busca y captura por una posible doble venta en la misma zona.

La entidad de crédito registrada ha concedido créditos hipotecarios por importe de 5,3 millones de euros a cuatro sociedades de accionistas desconocidos "que acumulan pérdidas sistemáticamente". La autoridad judicial ha expedido mandamientos a 26 entidades bancarias para el bloqueo de saldos, cuentas, fondos de inversión, imposiciones a plazo fijo en inversiones en deuda pública vinculadas con los detenidos, imputados o investigados en la operación. Además, se ha ordenado a los registros mercantiles y de la propiedad la intervención de un número de bienes inmuebles que las fuentes consultadas no han precisado.

El despacho Feliú, fundado en 1927 por José Feliú Rosselló. El despacho, en principio, se dedicó a atender toda clase de asuntos, si bien, tal y como explica en su propio historial, "debido a la afluencia turística a partir de los años 50, la mayor parte de la actividad del despacho la producía el asesoramiento de inversiones extranjeras y posteriormente nacionales en la isla".

Uno de los socios, Gabriel Feliú, ha sido durante años el letrado del actor Michael Douglas, con casa en Deià. Entre los años 1997 y 2006, el despacho ha canalizado fondos procedentes del exterior por importe de 482 millones de euros, según la Fiscalía Anticorrupción, de los cuales "un mínimo de 17,1 millones tienen como origen o destino, directamente, territorios calificados legalmente como paraísos fiscales

La operación ha sido desarrollada conjuntamente por el Cuerpo Nacional de Policía, la Agencia Tributaria, la Oficina Nacional de Investigación del fraude y el Servicio Ejecutivo de Blanqueo de Capitales del Banco de España. Los investigadores consideran que esta operación incide sobre "una de las formas más complejas y sofisticadas de fraude fiscal", según la Agencia Tributaria.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 27 de abril de 2007