Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

El apagón que convocó Internet

Las organizaciones ecologistas y el Gobierno se suman a los cinco minutos de "respiro energético" difundido por los internautas

El Gobierno y numerosas entidades ciudadanas -entre ellas, la práctica totalidad de las organizaciones ecologistas- se han sumado a la convocatoria de apagón contra el calentamiento del planeta previsto para hoy, entre las 19.55 y las 20.00. Con este respaldo de última hora, tanto el Ministerio de Medio Ambiente como las principales entidades del movimiento ecologista -entre ellas Greenpeace, Amigos de la Tierra o Ecologistas en Acción- se han subido a un tren puesto en marcha por los internautas a través de blogs y correos electrónicos.

El llamamiento a los ciudadanos para apagar la luz, los electrodomésticos y aparatos eléctricos durante cinco minutos partió la pasada semana de la asociación ecologista francesa Alianza por el Planeta, cuyos dirigentes pidieron este "respiro energético para la Tierra" con el objetivo de influir en los programas de los políticos que estos días se hallan inmersos en la campaña electoral.

La torre Eiffel también quedará a oscuras esta noche poco antes de las ocho de la tarde

El respaldo de Narbona a la iniciativa ha causado sorpresa al sector eléctrico

Alianza por el Planteta eligió también la fecha de hoy por coincidir con la víspera de la publicación del informe que los científicos han elaborado para el Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático de la ONU, que se debate estos días en París.

Numerosos internautas decidieron ir más allá y hacerse eco de la iniciativa hasta difundirla a escala planetaria. Este hecho ha sido resaltado por los portavoces de las principales organizaciones ecologistas españolas, quienes entonan un cierto mea culpa por su falta de reflejos, pero que han sido los primeros en alegarse ante la espontaneidad de la convocatoria. "Demuestra lo mucho que interesan a los ciudadanos las consecuencias del calentamiento global", comentó ayer José Luis García, responsable de la campaña contra el cambio climático de Greenpeace. Liliane Spendeler, secretaria general de la sección española de Amigos de la Tierra -vinculada a la Alianza por el Planeta francesa- lo subraya: "Estamos asistiendo a un movimiento espontáneo. Aquí no hay nada organizado. La gente lo ha visto en Internet y se ha difundido a través de los emails y blogs de todas clases". Uno y otro han tomado buena nota de lo ocurrido. Spendeler anunció la intención de Amigos de la Tierra de buscar la unidad de acción con organizaciones ciudadanas de todo tipo para coordinar las acciones de protesta y aumentar su eficacia ante los gobiernos. En Greenpeace aseguran que su implicación con ciudadanos no necesariamente adscritos al movimiento ecologista la están llevando a la práctica cada vez con mayos asiduidad. En este sentido, destacan el reciente acuerdo firmado con cinco asociaciones españolas de consumidores para presionar sobre las compañías eléctricas para que apuesten por energías menos contaminantes. El Ministerio de Medio Ambiente se sumó anoche al apagón de los cinco minutos previsto para hoy. "Apoyamos estas iniciativas que pretenden elevar el nivel de conciencia pública, haciendo un llamamiento para que los ciudadanos secunden con su acción individual esta convocatoria", dice el comunicado. Este respaldo del ministerio de Cristina Narbona causó sorpresa en la Red Eléctrica Española (REE), la entidad que agrupa a las compañías eléctricas. Oficialmente en REE guardan silencio. El responsable de comunicación, Antonio Calvo, se limitó a comentar: "No evaluamos hipótesis ni suposiciones". Pero extraoficialmente fuentes del sector comentaron que si hoy se produce un movimiento brusco en el consumo eléctrico que perjudica sus intereses no descartaban pedir responsabilidades a quienes, aunque fuera a última hora, secundaban la protesta. Este comentario lo efectuaron antes del comunicado de la ministra, cuando su enfado estaba dirigido únicamente contra el movimiento ecologista.

En Francia, el país de origen de la convocatoria, el Ayuntamiento de París acordó secundar hoy el apagón de los cinco minutos a través del monumento emblemático de la capital, la torre Eiffel, que simbólicamente permanecerá a oscuras poco antes de las 20.00. El llamamiento tuvo un especial eco al coincidir con una reunión de distintos candidatos presidenciales para hacer pública su postura ante el pacto ecológico reclamado por el presentador televisivo Nicolas Hulot, animador de una popular emisión sobre naturaleza y medio ambiente. La socialista Ségolène Royal, la ecologista Dominique Voynet, el centrista François Bayrou, la comunista Marie-Georges Buffet y el liberal-conservador Nicolas Sarkozy firmaron un compromiso relativo a diez objetivos de naturaleza ecológica.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 1 de febrero de 2007