Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Consejo de Europa da por probado que se produjeron secuestros de la CIA

El senador suizo Dick Marty denuncia la "subcontratación de la tortura" en terceros países

Dick Marty, el senador suizo al que el Consejo de Europa encomendó investigar las supuestas actividades ilícitas de la CIA en Europa, consideró ayer en una intervención ante la Asamblea parlamentaria de esta institución probados los secuestros de sospechosos de terrorismo en Europa por parte de los servicios secretos de EE UU, así como la "subcontratación de la tortura" mediante el traslado de detenidos a países donde denuncian haber sido torturados. Marty sostuvo ayer que "al menos un centenar de vuelos efectuaron escalas en Europa en su rumbo hacia Guantánamo, Irak y Afganistán".

"No existen elementos decisivos que permitan afirmar que en Europa hay campos de detención como el de Guantánamo; pero, en cambio, está probado que hay personas que han sido secuestradas, privadas de su libertad y de sus derechos y transportadas a diferentes localidades de Europa, para ser entregadas a países donde son sometidas a torturas", escribe en el documento que presentó ayer en Estrasburgo y que se basa sobre todo en informaciones periodísticas o judiciales y que no presenta nuevas evidencias.

Marty anunció que el lunes por la tarde los investigadores del Consejo de Europa tuvieron por primera vez acceso al listado de vuelos que facilitó Eurocontrol y a ciertas imágenes de satélite de lugares que podrían haber servido de centros de detención en Europa, tal como habían solicitado a las instituciones europeas al centro de satélites de Torrejón.

Fuentes cercanas a la investigación aseguraron que las supuestas pruebas aún no habían sido analizadas. "En Europa hay gente que ha sido privada de su libertad, y enviada a países sin ley, y que hoy están detenidos en Afganistán o en Guantánamo sin ninguna garantía judicial", insistió el senador y jurista suizo.

"Es muy poco verosímil que los Gobiernos europeos o sus servicios secretos no supieran lo que sucedía en su territorio". Ésta es otra de las conclusiones que Dick Marty plasmó en el documento. Las nuevas revelaciones del organismo que vela por los derechos humanos en Europa apenas aportan nuevas evidencias sobre las presuntas cárceles fantasmas de Polonia y Rumania o sobre el avispero de aviones que sobrevolaron y se posaron en aeropuertos europeos, supuestamente cargados de detenidos.

Preguntado por dónde nace su convencimiento de que los países europeos estaban al tanto del trasiego y secuestro de detenidos por la CIA, Marty estimó que "es inimaginable que 25 agentes de un país extranjero puedan venir y llevarse a alguien a otro país europeo, para luego transportarlo a Egipto". El ex fiscal suizo hacía referencia al caso de Abu Omar, secuestrado en Milán. "Es difícil de imaginar que estos actos hayan sido realizados sin conocimiento". Marty aseguró además que los traslados de presos en el marco de "la guerra contra el terror" suman al menos un centenar.

El caso más conocido es el de Hasam Osama Mustafá Nasr, Abu Omar, secuestrado en 2003 por la CIA en Milán, cuando estaba siendo vigilado por los servicios de seguridad italianos dentro de una operación antiterrorista. Según Marty, la investigación de la fiscalía de Milán, que ha dictado órdenes de detención contra 22 agentes estadounidenses, ha permitido descubrir que la CIA mantiene "una logística compleja en el conjunto de Europa y dedica un personal considerable a esta labor".

El secuestro en Macedonia del ciudadano alemán de origen libanés Khaled al Masri, y su posterior calvario (fue trasladado a la base estadounidense de Bagram, en Afganistán, donde fue torturado antes de ser liberado meses después sin que jamás se presentasen cargos), es también muy conocido.

RUMBO A GUANTÁNAMO

- Marty asegura que al menos un centenar de vuelos efectuaron escala en Europa con rumbo a Guantánamo, Irak y Afganistán

- Los investigadores han tenido acceso al listado de vuelos de Eurocontrol y a imágenes del centro de satélites de Torrejón

- Moratinos asegura que el Gobierno español no tiene nada que ocultar

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 25 de enero de 2006

Más información