Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
MORTALIDAD HOSPITALARIA

Simancas: "Lamela me habló de una posible eutanasia masiva"

El secretario general de los socialistas madrileños, Rafael Simancas, fue una de las primeras personas en conocer la denuncia de las urgencias del hospital Severo Ochoa de Leganés. "En un acto del aniversario del 11-M, [el consejero de Sanidad] Manuel Lamela me llamó aparte y me dijo que en el hospital de Leganés pasaba algo grave", explicó ayer Simancas.

"Lamela me habló de un supuesto caso de eutanasia activa, masiva y continuada en Urgencias y que podía afectar a 400 pacientes", prosigue Simancas. Lamela, siempre según el líder socialista, le comunicó que había remitido la denuncia al fiscal jefe de Madrid y que le había llamado para informarle. Simancas afirma que preguntó por el origen de la denuncia: "Me respondió que era anónima pero que había antecedentes. Le pregunté si le daba credibilidad y me respondió. 'Se la he mandado al fiscal, ¿tú qué crees?".

Lamela, según explicó la consejería en una nota de prensa, también informó al portavoz parlamentario de IU, Fernando Marín, y a los portavoces de la comisión de Sanidad de la Asamblea de Madrid.

Marín afirmó ayer que Lamela "fue serio y no entró en detalles". "Me dijo que había recibido una denuncia que era muy grave y que se la había remitido al fiscal jefe de Madrid. No dio demasiados detalles y me pareció correcto".

Simancas y Marín denuncian que la consejería ha creado demasiada alarma y que ha dañado la sanidad pública. Simancas dijo: "Parece que la alarma fue excesiva y si se demuestra que no hubo nada, al final pediremos explicaciones y responsabilidades". Marín afirmó que la intención de Lamela es desprestigiar la sanidad pública.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 16 de marzo de 2005