Entrevista:Larry Page y Sergey Brin | Cofundadores de Google | COMUNICACIÓN

"En el futuro, las búsquedas en Google serán con la voz"

La biblioteca universal del siglo XXI la han creado Larry Page y Sergey Brin. Se llama Google y está en Internet. Los dos norteamericanos visitaron ayer Madrid para dar relumbrón al estreno del dominio Google.es, a la apertura de una oficina y para recibir el doctorado honoris causa del Instituto de la Empresa. Nunca se había dado tal distinción a nadie tan joven. Acaban de cumplir 30 años, pero el invento de Page y Brin ha cumplido ya cinco años. Méritos no les faltan. Su invención de un motor de búsqueda para Internet tiene en estos momentos recogidas 3,3 millones de páginas, 450 millones de imágenes, un millón y medio de cuadernos particulares (bloggers), 800 millones de mensajes. Si un lector impenitente leyera una página por minuto, tardaría 6.000 años en leerse todo lo almacenado. Google, cinco años después, no es sólo un motor de búsqueda, es una biblioteca, sí, pero también una forma de escribir, una forma de entretenerse, una forma de anunciarse, una forma de crear obras artísticas, incluso una forma de ligar.

"Es cierto que Google se ha convertido en un servicio tan básico como la electricidad"
"No censuramos páginas, excepto las porno. Nos atenemos a la ley de cada país"
Más información
.es, el dominio más difícil
Los padres de Google, dos buscadores en uno
Google abre las puertas al mercado hispanohablante con una sede en Madrid
Una nueva corriente artística nace con el uso del buscador más popular: el 'googleartismo'
Google lanza un servicio de búsqueda de noticias en castellano con más de 700 fuentes
Google apuesta por la personalización de las búsquedas en la Red con la compra de Kaltix
Bush es un "fracasado miserable" para Google
La subasta de 'clics'

Durante 45 minutos, los dos fundadores, Larry Page y Sergey Brin, mantuvieron una conversación con EL PAÍS. Ambos contestaban a las preguntas indistintamente.

Pregunta. Una amiga, antes de pasar a mayores con los ligues, acostumbra a escribir su nombre en Google, para saber qué pone de él.

Larry Page. Bien hecho. Eso se llama una mujer sensible. ¿Me puedes dar su contacto?

P. ¿Quizás no le guste lo que dicen en Google de usted?

Page. Me arriesgaré. Y me ha dado una idea. La próxima vez indagaré en Google sobre los entrevistadores.

Brin. Está muy bien eso. Es bueno informarse de los que te rodean. Lo que mejor puedes hacer. Sinceramente, no hay mejor lugar que Google para encontrar gente, saber cosas de ella. Estar informado, en definiva.

P. El 80% de todas las consultas que se hacen por Internet se hacen a través del motor de búsqueda Google. Es un arma tan poderosa que algunos ciudadanos norteamericanos empiezan a pedir que, al igual que los servicios básicos como la electricidad, o sensibles, como el espionaje, Google también esté controlado por el Estado.

Page. Es cierto que Google se ha convertido en un servicio tan útil como los básicos, pero a diferencia de éstos, Google tiene competidores. El público puede elegir otros buscadores. Es diferente a la electricidad.

P. Los estudiantes han pasado de copiar sus trabajos en la misma enciclopedia a copiarlos de Google. ¿Tanta popularidad de Google no uniforma el conocimiento?

Brin. Todo lo contrario. Google es la diversidad, la diferencia. Google pone a disposición de todo el mundo la mayor diversidad de información de la historia de la humanidad.

P. Su empresa nació en medio de la efervescencia de las puntocom. Su plan era salir a Bolsa, pero entonces todo explotó y se paró su plan. ¿Cómo se mantienen?

Brin. No estaba tan claro que fuéramos a salir a Bolsa. En cualquier caso, fueron unos años insanos. Demasiado dinero, precios inflados, demasiadas empresas sin sentido. El pinchazo ha tenido el lado positivo de que todo ha vuelto a su sitio. Nosotros pudimos conseguir un personal más cualificado y a salarios asequibles. El reventón de la burbuja nos ha ido bien.

P. Pero sin salir a Bolsa se han quedado sin la posibilidad de ser riquísimos.

Brin. ¿Ricos en qué? ¿En dinero o en otros aspectos? Si es en dinero, me da igual; pero sí quiero ser rico en satisfacer a millones de personas de todo el mundo por darles algo útil; de eso sí que me siento orgulloso.

Page. Yo también.

P. A falta de la Bolsa, deben vivir de la publicidad. Su original sistema Adwords, aparte de cobrar al anunciante sólo cuando alguien pincha el anuncio, también relega los anuncios, incluso los retira, si no interesan al internauta. ¿Ustedes creen que eso satisfará al anunciante?

Brin. La colocación de un anuncio depende, ciertamente, de que pinche mucha gente en él, pero también de lo que paguen. Es una clasificación al 50%. Creemos que es un buen sistema para el público y para el anunciante, porque prestigia la publicidad. Si está muy arriba no será sólo porque hayan pagado mucho, sino porque a la gente le interese.

P. Una empresa rival en este tipo de publicidad, Overture, cree que Google, empresarialmente, no aguantará.

Brin. Ya veremos. Las cosas cambian muy deprisa. Overture ha sido adquirida por Yahoo!, con lo cual dentro de unos meses quien desaparecerá será ella.

P. Empezaron siendo los únicos que daban los resultados de búsqueda sin mezclar con la publicidad, luego añadieron búsqueda de imágenes, pero ahora el buscador Altavista se les ha adelantado con vídeos y música. ¿Ustedes, por qué no?

Brin. Lo podríamos hacer técnicamente, pero hay problemas con los diferentes estándares de los vídeos, con la velocidad a la que podrían ser descargados...

Page. Y sobre todo hay problemas de copyright. Si sale un vídeo de Madonna cantando y no tenemos los derechos de la canción, es ilegal. Ése es el principal problema. El técnico se podría resolver.

P. Si no van a dar vídeos, ¿cuáles son sus futuras mejoras?

Brin. El futuro es la solicitud de búsquedas por voz a través del móvil y el envío de los resultados a la pantalla del teléfono del móvil. Ya lo estamos probando.

P. Cuando nació Google tenía compiladas 30.000 páginas, ahora 3,3 billones. ¿No creen que el buscador Google ha mejorado más en cantidad que en calidad?

Page. No. Por ejemplo, yo soy muy malo tecleando. Me equivoco muchas veces al escribir una búsqueda, pues Google ya te corrige lo que has querido escribir.

P. ¿Pero cuándo el motor de búsqueda podrá ir memorizando los gustos de un usuario para que le saque lo que él quiere?

Brin. El camino es ése. Se logrará; pero los consumidores son cientos de millones y las páginas miles de millones. Demasiadas variables.

P. ¿Qué páginas nunca encontrará un internauta en Google?

Brin. Las pornográficas; en Alemania, las páginas nazis. Como norma, nos atenemos a la legislación del país donde estamos. Nosotros no censuramos.

P. La mitad de todas las consultas a Google se producen desde fuera de Estados Unidos. En España es la web más popular. ¿Es esto normal?

Brin. Creo que no hay ningún otro caso, es extraordinario. Quizás Alemania.

Page. Yo creo que hay una vida social más importante que en Estados Unidos. La gente habla más y se cuenta las cosas.

Larry Page y Sergey Brin, creadores y copresidentes del buscador más famoso del mundo.
Larry Page y Sergey Brin, creadores y copresidentes del buscador más famoso del mundo.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS