Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bruselas exige a España que recupere las ayudas públicas dadas a la textil Puigneró

La Comisión Europea exigió ayer a las autoridades españolas que recuperen las ayudas públicas, con intereses, concedidas a Hilados y Tejidos Puigneró, la que fuera una de las mayores textiles de España y que se encuentra en suspensión de pagos desde finales de 2000, con un pasivo de 138 millones de euros. La deuda con la Agencia Tributaria y la Seguridad Social acumulada por la empresa en los noventa asciende a 104 millones, y el Instituto Catalán de Finanzas (ICF) le ha concedido préstamos y avales por valor de 21,6 millones. Bruselas considera todo "ayudas de Estado" y advierte de que un acreedor privado nunca hubiera permitido "tal acumulación" de deudas y habría intentado "su recuperación forzosa".

El tono de Ejecutivo comunitario es muy duro, ya que acusa a las autoridades españolas de haber permitido que la empresa continuara produciendo e, incluso, lanzara campañas de venta a bajo precio, provocando que "se falsee" la competencia.

El director general de Puigneró, Pere Puntí, recordó que la empresa ha puesto en marcha su plan de viabilidad, lo que supone el cierre de dos de sus tres plantas, focalizar la actividad en Barcelona, recortar la plantilla de 1.800 empleados a 505, buscar un socio chino que aporte capital y un acuerdo con sus acreedores sobre los plazos para pagar la deuda.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 20 de febrero de 2003