_
_
_
_

'Vivir para contarla' vende 50.000 ejemplares en español en Estados Unidos

A nadie sorprendería que Vivir para contarla, el primer tomo de las memorias de Gabriel García Márquez, sea también un best seller en Estados Unidos. De hecho, en cuestión de semanas se han vendido 50.000 ejemplares, y la casa editora, Alfred A. Knopf, tiene ya una segunda edición en imprenta. Lo que ha caído como una bomba entre los editores estadounidenses es que el libro del Nobel colombiano sólo se ha publicado, de momento, en castellano.

Nunca antes en la historia de la industria librera de Estados Unidos se había lanzado al mercado un libro de un escritor extranjero mayor sin que al mismo tiempo apareciera su equivalente en inglés. El libro, además, se ha vendido sin publicidad alguna. García Márquez, aun cuando se dice que en este momento está de visita en Los Ángeles, donde reside su hijo, el cineasta Rodrigo García, no ha hecho promoción. La editorial tampoco, y el libro ni siquiera ha sido objeto de reseñas en los medios.

Sucede que los inmigrantes de habla española, en su gran mayoría de origen mexicano, con relativa baja educación, más mano de obra laboral que otra cosa, compran libros. O que sus hijos, la segunda generación de hispanoparlantes, aun cuando más cómodos en inglés, igualmente leen en español si la oferta es atractiva.

Según Knopf, son básicamente dos las razones por las cuales se decidió publicar el libro de memorias en español sin esperar a la traducción al inglés. Una, el gran éxito de ventas en el mundo de habla española . La otra, que el libro comenzó a venderse en Estados Unidos en ediciones extranjeras, de Argentina y México. "Descubrimos que el libro se estaba vendiendo en puestos callejeros en Queens (Nueva York), y que había copias mexicanas en Puerto Rico. Eso nos decidió a actuar de inmediato, porque las ediciones de tapa blanda se estaban vendiendo a 29,95 dólares y nosotros podíamos editar en pasta dura a menor precio", dijo Ashbel Green, de Knopf.

En la librería Midnight Bookstore, ubicada en la ciudad de Santa Mónica, contigua a Los Ángeles, el libro de García Márquez en efecto se vendió primero en una edición traída de Argentina. Hoy, de la edición estadounidense se han vendido unos cuarenta ejemplares en las últimas dos semanas . Todo un récord si se considera que el lugar vende unos sesenta libros al año de Cien años de soledad, normalmente el texto más popular de García Márquez, o 45 de El alquimista, del brasileño Pablo Coelho, el que más vende en español (traducido del portugués) después del colombiano.

"Para ser un libro en español es increíble cómo se vende", señaló Jason Haldeman, gerente de la librería, conocida por su amplia colección de textos de política y sociedad y por ser una de las primeras en el país en instalar una sección de libros en español. "Esto prueba que hay mercado para los libros en español. Siempre hemos dicho que el público latino ha sido menospreciado por las casas editoriales".

El gambito de Knopf con la edición en español ha pagado con creces. La casa editora hará buen dinero con el libro y está en posición de lanzarse a la conquista del mercado estadounidense de lengua española. La gran pregunta que se hacen los expertos es si lo de García Márquez podrá repetirse. "Espero que esto sea el comienzo de algo nuevo, que las casas editoriales se den cuenta de la profundidad y fuerza de este mercado y que encuentren la manera de abordarlo. A través de todo el país, miles y miles de personas están leyendo en ambos idiomas, en español y en inglés", señaló la agente literaria Susan Bergholtz, citada por el diario Los Angeles Times. No, señaló por otro lado John Galassi, editor de Farrar Straus & Giroux, "no es posible extrapolar el éxito de este libro. No creo que haya otros autores en el mercado que puedan vender a estos niveles".

Toda la cultura que va contigo te espera aquí.
Suscríbete

Babelia

Las novedades literarias analizadas por los mejores críticos en nuestro boletín semanal
RECÍBELO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_