Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

65 años de historia escondida

Recuperados los restos de un alcalde pedáneo desaparecido en la Guerra Civil

Arqueólogos y voluntarios de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) consiguieron localizar y exhumar a última hora de ayer los restos del que fuera alcalde pedáneo de Onamio (León) José Fernández Franganillo, desaparecido durante la Guerra Civil y enterrado en una fosa de la localidad. Los trabajos transcurrieron durante una jornada dura, con elevadas temperaturas,para intentar, a golpe de recuerdo y con la ayuda de una retroexcavadora, fijar el lugar exacto del enterramiento.

La familia de José Fernández y vecinos del pueblo intentaron en todo momento señalar el lugar donde fue enterrado el pedáneo de Onamio, tras ser asesinado el 28 de junio de 1937. "Es muy difícil a través de los recuerdos concretar el lugar exacto porque aquí la zona ha cambiado mucho", explicó el secretario de la asociación, Santiago Macías.

A pie de fosa, los 65 años de historia escondida salen a la luz junto con los restos, que recuerdan aquel "verano de 1937" en el que "José y su mujer iban camino de los campos a recoger algarrobas cuando se acercó una pareja de la Guardia Civil solicitando ayuda para encontrar un camino", narró Macías. Fue entonces cuando José Fernández se adelantó para explicar la dirección y falleció tras recibir un disparo.

"Su mujer, que oyó los disparos, subió corriendo al lugar y se encontró el cuerpo sin vida de su marido, y aunque pidió a los agentes de la Benemérita llevarse el cuerpo al pueblo, tuvo que enterrarlo en medio del monte", explicó el secretario de la asociación.

Éste es el penúltimo trabajo que realizan los voluntarios de la asociación durante este verano en la comarca leonesa del Bierzo. Hoy mismo se dirigirán a Toral de Merayo en busca de la fosa donde está enterrado Victorino Cobo Vega, conocido como el maestro de Orellán y que perdió la vida el 21 de octubre de 1936 a manos, supuestamente, de dos falangistas. Con estas dos últimas exhumaciones, la asociación habrá recuperado durante este verano los restos de 16 personas enterradas en fosas de las comarcas leonesas del Bierzo y de Laciana.

Se trata de un trabajo voluntario y costoso, por lo que la asociación intenta ahora que sea el Estado el que se haga cargo de las tareas de exhumación e identificación. La próxima semana, el presidente de ARMH, Emilio Silva, viajará a Ginebra (Suiza) para presentar ante el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos el más de centenar de fichas de desaparecidos en España durante la Guerra Civil que ha tramitado la asociación. Éste es un paso previo a la comparecencia de una abogada colaboradora de la asociación en el congreso sobre derechos humanos de la ONU que se celebrará del 19 al 23 de agosto en Nueva York.

"Pretendemos que el caso de los desaparecidos durante la Guerra Civil sea tratado como ocurrió en Chile; que se investigue y que la ONU presione a España para que [el Gobierno] se haga cargo del tema", explicó Silva.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 29 de julio de 2002