_
_
_
_
GUERRA EN ORIENTE PRÓXIMO

España vende munición a Israel y le compra equipos de guerra electrónica

El Parlamento Europeo reclama un embargo de armamento a la región

Miguel González

¿Conculca el Gobierno de Sharon los derechos humanos? ¿Hay en Israel tensiones o conflictos internos? ¿Constituye su política un riesgo para la paz, la seguridad o la estabilidad regional? ¿Respeta el derecho internacional la Operación Muro de Defensa de ocupación de los territorios palestinos? Si la respuesta a alguna o varias de estas preguntas fuera positiva, los gobiernos europeos deberían decretar un embargo en la venta de armas a Israel, a la luz del Código de Conducta elaborado por el Consejo de Ministros de la UE el 8 de junio de 1998.

Más información
Berlín suspende la entrega de equipos militares al Estado hebreo
Arafat pide a Powell la retirada de las tropas israelíes, pero Sharon se niega
Sharon comunica a EE UU que se retirará de Yenín y Nablús en unos días

El Parlamento Europeo, en una resolución sobre el conflicto de Oriente Próximo aprobada el pasado miércoles, reclamó entre otras medidas que los Quince suspendan sus ventas de armas a Israel y Palestina. Pero esta resolución, que el secretario de Estado español de Asuntos Europeos, Ramón de Miguel, calificó de 'valiente', no es vinculante. Como recuerda el Ministerio de Economía, el Código de Conducta es un 'compromiso político' que 'no regula la exportación de armas, sino que fija pautas de comportamiento', y, al final, 'la decisión de autorizar o no una exportación sigue siendo competencia nacional'. Algún país europeo, como Bélgica, ya se ha adelantado a prohibir unilateralmente la exportación de material que pueda ser empleado en la represión interna, y el diputado de Izquierda Unida José Luis Centella defenderá mañana en el pleno del Congreso que España tome una medida similar, como vienen reclamando la ONG Intermón-Oxfam o la Cátedra Unesco sobre Paz y Derechos Humanos de la Universidad Autónoma de Barcelona.

Sería una decisión más bien simbólica, pues el 90% de los equipos militares que importa Israel proceden de EE UU. En el año 2000, dicho país compró en el extranjero armas por valor de 270 millones de dólares (casi trescientos millones de euros), de los que unos cuatro millones, menos del 2% del total, eran made in Spain. Los datos remitidos al Parlamento por la Secretaría de Estado de Comercio reflejan que España ha vendido a Israel material militar por valor de 14,20 millones de euros de enero de 1996 a junio de 2001. En su mayor parte, según se deduce de los informes oficiales, se trata de armas ligeras (incluidos lanzagradas) y municiones de distintos calibres.

Mucho más importante es, sin embargo, lo que la industria militar israelí vende a las Fuerzas Armadas españolas. No existen estadísticas oficiales, y si las hay, hace años que no se publican, pero los expertos consideran que Israel es el principal suministrador de material militar a España después de EE UU y los países europeos. Si no siempre cuantitativamente, sí cualitativamente. Los productos militares que Israel vende a España, especialmente al Ejército del Aire, corresponden a equipos de alta tecnología, como electrónica y comunicaciones.

En julio de 1994, un Boeing 707 del Ejército del Aire español se accidentó en el aeropuerto de Tel Aviv. Su piloto era un empleado de la compañía Israel Aircraft Industries (IAI) y el avión estaba realizando un vuelo de pruebas con equipos de guerra electrónica. Así se conoció el Programa Santiago, un proyecto secreto del Estado Mayor de la Defensa. Más recientemente, en julio de 2000, una filial de IAI, Lahav División, se adjudicó un contrato por valor de 21 millones de euros para modernizar los aviones F-5 de la Fuerza Aérea Española.

Conocer lo que pasa fuera, es entender lo que pasará dentro, no te pierdas nada.
SIGUE LEYENDO

La última adjudicación conocida se produjo en junio de 2001, cuando la compañía española Tecnobit, asociada a la israelí Rafael, ganó un contrato de 37,8 millones de euros para dotar a los cazabombarderos F-18 españoles con equipos iluminadores láser y cámaras térmicas IF Lightning (Relámpago), que les permiten operar de noche y en malas condiciones meteorológicas, subsanando las deficiencias evidenciadas durante la campaña aérea de Kosovo en 1999.

España firmó en febrero de 1995 un memorándum de entendimiento (MOU) sobre cooperación de industria de defensa, completado posteriormente con otro acuerdo sobre aceptación de los respectivos sistemas de control de calidad. En 1998, el entonces secretario de Estado de Defensa y hoy secretario de Estado para la Seguridad, Pedro Morenés, realizó una visita a Israel, donde se reunió con responsables de las principales firmas militares (IAI, IMI, Rafael, Tadirán o Elbit).

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo

¿Quieres añadir otro usuario a tu suscripción?

Si continúas leyendo en este dispositivo, no se podrá leer en el otro.

¿Por qué estás viendo esto?

Flecha

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo y solo puedes acceder a EL PAÍS desde un dispositivo a la vez.

Si quieres compartir tu cuenta, cambia tu suscripción a la modalidad Premium, así podrás añadir otro usuario. Cada uno accederá con su propia cuenta de email, lo que os permitirá personalizar vuestra experiencia en EL PAÍS.

En el caso de no saber quién está usando tu cuenta, te recomendamos cambiar tu contraseña aquí.

Si decides continuar compartiendo tu cuenta, este mensaje se mostrará en tu dispositivo y en el de la otra persona que está usando tu cuenta de forma indefinida, afectando a tu experiencia de lectura. Puedes consultar aquí los términos y condiciones de la suscripción digital.

Sobre la firma

Miguel González
Responsable de la información sobre diplomacia y política de defensa, Casa del Rey y Vox en EL PAÍS. Licenciado en Periodismo por la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) en 1982. Trabajó también en El Noticiero Universal, La Vanguardia y El Periódico de Cataluña. Experto en aprender.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_