Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un juez ordena que una alumna repita 1º de ESO en contra de los docentes

Los padres quieren evitar que pase de curso

Un juez ha ordenado que C. M. L., una alumna del Instituto Domenico Scarlatti de Aranjuez (Madrid), repita 1º de la ESO, a pesar de que la ley en vigor establece, como norma general, que ése es el único curso que no se puede repetir de la ESO. Los padres de la alumna recurrieron la decisión de la Consejería de Educación de promocionar de forma automática a 2º de ESO a su hija en enero, después de que el equipo directivo del centro la permitiera repetir junto a otros 27 alumnos.

El equipo directivo del instituto Domenico Scarlatti (en Aranjuez) decidió a principios de este curso, con el consentimiento de las familias, que un grupo de 27 alumnos debía repetir 1º de la ESO, en vista de sus malos resultados académicos. Sin embargo, los servicios de inspección de la Consejería de Educación de Madrid detectaron el caso, y el pasado 8 de enero el director general del Área Territorial Sur, Alberto González, dictó una resolución estableciendo que los alumnos tenían la obligación legal de promocionar al curso siguiente.

La Ley Orgánica de Ordenación General del Sistema Educativo (LOGSE), explica González, establece que los alumnos de 1º deben promocionar a 2º de la ESO, a pesar de no haber superado las materias correspondientes. Y esto es precisamente lo que resolvió González. A la vuelta de las vacaciones de Navidad se creó un único grupo de 2º de la ESO con estos alumnos y se les puso un profesor de apoyo para matemáticas y lengua.

Pero los padres de C. M. L., una de las alumnas, recurrieron la decisión el pasado 3 de febrero. Dos días más tarde, el titular de la sala 19 del tribunal contencioso-administrativo, José Manuel Ruiz Fernández, ordenó a la dirección del centro que la alumna volviera a 1º de la ESO como medida cautelar mientras se resuelve el contencioso. 'C. M. L. ha iniciado el presente curso escolar y lo ha seguido hasta el momento presente en el curso 1º de su ciclo', recuerda el juez.

El juez argumenta: 'Estando así las cosas, parece de todo punto pernicioso obligar a una alumna a progresar a 2º, casi a mitad del año académico'. Ruiz Fernández mantiene en este auto, que le fue comunicado al instituto el pasado jueves, que la promoción resulta perniciosa para la alumna por dos razones. Primero: 'Implica el desarraigo de su grupo de compañeros y profesores con los que durante ya casi cuatro meses ha venido compartiendo aula'. Y segundo: 'Porque la traslada a un curso académico superior proviniendo de una situación de déficit de conocimientos'.

El juez, sin embargo, no entra a valorar la cuestión de fondo: 'Si la la legislación actual impone el paso obligatorio o no al siguiente curso del mismo ciclo escolar'. La obligación de esa promoción sin excepciones ha sido discutida en numerosas ocasiones por miembros del partido socialista que elaboraron la norma.

El juez considera que si la joven permanece en 2º de la ESO, tal y como ha dictado la consejería, durante la tramitación del recurso planteado por los padres, éste 'pierde toda su razón de ser, ya que incluso obteniendo una sentencia favorable a sus pretensiones, la misma resultaría ineficaz, al haber completado el curso escolar de 2º de la ESO'. El letrado de la Consejería de Educación compareció ayer para exponer los motivos por los que ha promocionado a los alumnos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 9 de febrero de 2002