Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Horchata de melón de Villaconejos

Los vecinos de Villaconejos no cesan de aportar ideas para aprovechar al máximo las bondades de sus melones. Para evitar las pérdidas producidas por los melones que no se han vendido en la temporada, un grupo de mujeres ha conseguido sacar de ellos el último jugo de sus pepitas. Desde el pasado mayo están fabricando horchata de semilla de este tipo de cucurbitáceas, en concreto de la variedad piel de sapo.El Diccionario de la Real Academia Española dice que horchata es la "bebida resultante de machacar chufa o cualquier otra fruta, mezclada con azúcar y agua". Es decir, que la horchata de semilla de melón es tan horchata como la de chufa.

Los seis meses de producción les han servido a este grupo de mujeres para conocer el mercado y sus posibilidades y, además, que las fechas de producción previas al verano son la época de mayor consumo de horchata. Isabel Montero, una socia de la empresa, explica que este dato es "fundamental", porque la bebida se estropea si no se consume en siete días. "Así que conocer el tiempo del pedido, de la producción y del transporte son necesarios", agrega.

La presentación en sociedad de esta bebida se hizo en la pasada edición de la feria agroalimentaria Agromadrid, en Villarejo de Salvanés, donde las mujeres repartieron horchata de semilla de melón a diestro y siniestro.

Para producir la bebida se utilizan, evidentemente, las pipas de melón. Una vez extraída la semilla de la vaina, se mezcla con almendras, azúcar y agua en una tolva. Sobre las cantidades de los ingredientes necesarias para producir la horchata de semilla de melón las jóvenes empresarias guardan celosamente su fórmula.

La horchata de melón presenta algunas diferencias sobre su hermana de chufa: un sabor más fino y una menor densidad. También el color es algo más claro. Pero, si alguien persigue encontrar un cierto sabor a melón en la bebida, no lo encontrará. Isabel Montero explica que, "curiosamente, las pipas del melón no saben a melón; por tanto, la horchata tampoco". Aun así, la joven esgrime un desafiante "tiembla, Valencia", porque está convencida del éxito de la nueva bebida.

Sin embargo, no les está resultando fácil. A principios de año solicitaron una subvención a la Comunidad por importe de un millón de pesetas con el fin de confeccionar una campaña publicitaria y dar a conocer el producto, pero la Comunidad sólo les concedió 150.000 pesetas.

La cartera de clientes de la compañía, de momento, no llega al centenar, pero las empresarias de Villaconejos están seguras de aumentarlo "en breve".

El año que viene comenzarán a planificar la campaña en febrero y a producir y servir horchata en mayo. Pero la idea de sacar horchata de las pipas de melón es sólo una parte de un vasto proyecto que incluye,además, fabricar mermeladas, licores, melón al cava, granizado de melón y piel de melón congelada.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 5 de noviembre de 2000

Más información

  • Un grupo de empresarias produce la primera bebida elaborada con semillas de esta cucurbitácea