Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Piqué reconoce que formalizó la venta de Ertoil en 1991, pero no aclara sus funciones en Ercros

El ministro de Industria y portavoz del Gobierno, Josep Piqué, reconoció ayer que fue él quien legalizó ante notario, en julio de 1991, la venta de la compañía Ertoil, negociada y cerrada por el financiero Javier de la Rosa. Piqué restó importancia al hecho de que formalizara la operación, que está siendo investigada por la Fiscalía Anticorrupción. El ministro, que ayer recibió fuertes críticas de la oposición, no detalló sus funciones en Ercros, en la que desempeñó diversos cargos desde 1989. Este extremo y su condición de aforado ha llevado al Tribunal Supremo a investigar un posible alzamiento de bienes en Ercros.

Piqué, que compareció en la conferencia de prensa habitual tras el Consejo de Ministros acompañado por el nuevo titular de Trabajo, Juan Carlos Aparicio, afrontó las preguntas sobre los documentos aportados a la Fiscalía Anticorrupción sobre su papel en la venta de Ertoil (filial petrolera de Ercros), afirmando la tranquilidad de su conciencia. También aludió a una supuesta campaña en su contra por parte de "un mismo grupo de comunicación [la Cadena SER y EL PAÍS]" y subrayó que la polémica ya fue objeto de examen, "a petición propia" en una comparecencia en el Congreso. "Tengo la conciencia absolutamente tranquila y si tuviera alguna duda sobre mi honorabilidad no habría aceptado nunca ser ministro de España" aseguró.Esa comparecencia en el Congreso fue el 21 de junio de 1999 con objeto de explicar lo sucedido con un crédito de 8.500 millones de pesetas aprobado por el Instituto de Crédito Oficial (ICO), que fue "rescatado", según dijo entonces Piqué, en junio de 1998, mediante la devolución a las arcas públicas de 1.100 millones de pesetas.

El ministro salió indemne del Congreso gracias a los votos del PP y de sus aliados parlamentarios. Pero su paso por la Cámara baja se limitó a examinar globalmente la política de subvenciones de Industria. No se evaluó ni el papel que desempeñó el actual ministro en la venta de Ertoil ni sus funciones en el grupo antes del año 1991, cuando se produjo la escisión de dicha empresa petrolera y su venta. Este proceso culminó después en la suspensión de pagos de Ercros y en las demandas por posible alzamiento de bienes.

Ercros precisó ayer en una nota que la empresa cobró 41.400 millones de pesetas por la venta de Ertoil en tres plazos de 36.500, 2.100 y 2.800 millones.

Relevancia

Durante la conferencia de prensa, al portavoz del Gobierno se le plantearon tres preguntas concretas: Por qué afirmaba que su papel en la venta de Ertoil ya había sido explicado en el Congreso cuando no fue así; por qué consideraba poco relevante el hecho de que hubiera estampado su firma en la venta de Ertoil, y cuáles eran sus funciones concretas en Ercros en la época.

El ministro reconoció: "No recuerdo si mencioné ese dato [si había salido la venta de Ertoil en el Congreso] o no, aunque para el caso no me parece relevante". Y prosiguió: "Veo que está usted muy interesado en la gestión empresarial. Yo si quiere después le hablo... No creo que tenga ningún interés para nadie cuáles eran mis funciones concretas en una empresa. Yo hacía mi trabajo lo mejor posible. Estuve ocho años de directivo de esa empresa, durante la primera etapa, staff, por lo tanto sin responsabilidades ejecutivas y es verdad que en ocho años uno firma muchos documentos. Y uno tiene unos poderes que son extremadamente limitados. Por ejemplo, no se podían disponer de activos".

Piqué pronosticó que el asunto de la venta de Ertoil que investiga la Fiscalía Anticorrupción por presuntos delitos fiscales y societarios "quedará en nada, como muchos otros temas" y se preguntó en voz alta: "¿Por qué protocolizar un documento que no es de compraventa ante un notario que la hace pública él mismo le puede parecer a alguien raro?".

La comparecencia de Piqué no sofocó la tormenta política desatada con la revelación de los nuevos documentos que afectan a su etapa de empresario. Ayer, el secretario para las relaciones con los Medios del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, aseguró que Piqué fue el "número dos de De la Rosa" e instó al ministro a explicar qué relaciones mantuvo con el financiero "porque aparece en casos de estafas y alzamiento de bienes muy graves para un ministro". "Todos los charcos que pisó De la Rosa salpicaron a Piqué", concluyó.

En Cataluña, el candidato de IC-V Joan Saura manifestó que Piqué debería haber dimitido como ministro y que no tendría que presentarse como candidato del PP en estas elecciones -lo hace como cabeza de lista por Barcelona- ya que "todavía está salpicado" por sus relaciones con De la Rosa. Saura aseguró que el ministro es uno de "los máximos exponentes de la cultura del pelotazo". Narcís Serra, cabeza de lista del PSC por Barcelona, advirtió a Piqué que su antigua relación con De la Rosa no es "una buena carta de presentación para sus electores".

Por parte del PP, Alberto Fernández Díaz acusó a Serra de "mentir" y subrayó que Piqué "asumió la dirección de Ercros nombrado por los gestores que sustituyeron a Javier De la Rosa y que iniciaron las acciones judiciales contra este financiero catalán". Piqué coincidió con De la Rosa como consejero de Ercros entre octubre de 1991 y julio de 1992 y fue directivo desde 1989, así como presidente de Enfersa -filial de fertilizantes- durante esa etapa.

El candidato de ERC al Congreso Joan Puigcercós comentó, en referencia a la venta de la empresa Ertoil en 1991, que "Piqué está beneficiándose de la ineficacia del poder judicial ". El primer candidato de CiU, Xavier Trias, rechazó manifestarse.

El secretario general de NI, Diego López Garrido, que denunció posibles irregularidades en la operación en marzo pasado, exigió la dimisión del portavoz y anunció que formalizará una petición a la Audiencia para que cite a Piqué.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 26 de febrero de 2000

Más información

  • El Supremo investiga si el ministro tuvo responsabilidad en un posible delito de alzamiento de bienes