Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
SANIDAD

Tumores que desaparecen del mapa

En términos absolutos, la incidencia de cáncer en Europa crece, como sucede en el resto del mundo occidental. Y la razón no es otra que el aumento de la esperanza de vida unido al control de otras enfermedades que hasta hace poco provocaban la muerte. "La incidencia aumenta, es cierto, pero cuando se mira por edades se ve que no crece", explica la aparente contradicción Franco Berrino, epidemiólogo del Instituto de Tumores de Milán y director del estudio Eurocare 2.Al mismo tiempo que más personas desarrollarán un tumor a lo largo de su vida, hay cánceres que tienden a desaparecer del mapa de los países ricos. La razón tiene que ver en algunos casos con cambios en los estilos de vida, como sucede con el tumor gástrico o el de colon. Una mejor alimentación está permitiendo su desaparición progresiva, especialmente en jóvenes, según confirma Berrino. En el norte de Europa también baja la incidencia del cáncer pulmonar tras años de campañas antitabáquicas. No se puede decir lo mismo de las naciones del sur.

La posibilidad de detectar una anomalía celular antes de que degenere en un tumor es la causa de que descienda también el número de casos de tumores de útero. Hoy la mayoría de las jóvenes europeas ya pueden frenar esta enfermedad maligna con un sencillo análisis.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 10 de octubre de 1999